Archivo para Alden Ehrenreich

¿Por qué fracasó “Han Solo” en la taquilla?

Posted in "Lucasfilm", Aventuras, Ciencia-ficción, Cine, Drama, Fantasía, Humor, Vídeos with tags , , , , , , , , , , , , , on agosto 11, 2018 by Vinny

 

 

Personalmente no considero fallida del todo la obra “Han Solo”. Simplemente es que sufrió las consecuencias del desencanto de los fans por culpa de “Los últimos Jedi”. Desde este punto de vista, éstas son las razones del fracaso de este segundo spin-off:

 

1º- Los fans tienen demasiado mitificada la imagen de Harrison Ford como Han Solo como para ponerse a aceptar a otro actor en el mismo rol, aunque éste encarne una versión más joven del mismo. Es comprensible: Ford ha sido en las mentes de los seguidores el contrabandista intergaláctico desde 1977 hasta 2015.

 

2º.- La fecha de estreno no era la más adecuada: “Han Solo” es un producto más ligero de lo habitual dentro de este universo y, por lo tanto, era más adecuado proyectarlo en verano -más en concreto a mediados de Agosto-, época más propicia para disfrutar de cintas no demasiado exigentes, en lugar de hacerlo en Mayo.

 

3º.- Lucasfilm subestimó las producciones con superhéroes de Marvel: Esas películas cuentan con actores que saben explotar su carisma y caer bien al público, además de contar con guionistas que consiguieron que a los espectadores les importasen estos personajes y disfrutasen con ellos.

 

Han Solo (Harrison Ford), Luke Skywalker (Mark Hamill), Rey (Daisy Ridley) y Poe Dameron (Oscar Isaac) contaron con cierto desarrollo de sus personajes a lo largo de esta nueva trilogía, y sí gustan al público, pero el resto de los personajes no realizan acciones relevantes durante las tramas, por lo tanto, los espectadores no terminan de empatizar con ellos y admirarlos. Es más, algunos hasta sobran porque no aportan nada.

 

4º.- “Los últimos Jedi” fue un espectáculo de una magnitud excesivamente grande: Ofreció tantas situaciones y giros argumentales que los fans acabaron agotados.

 

5º.- El guionista Jonathan Kasdan y la productora Kathleen Kennedy desconocían cuál era el estilo de Phil Lord y Chris Miller.

 

6º.- Los responsables no les dieron una oportunidad a los firmantes de “La Lego película” para que arreglaran lo que los primeros pensaban que era un error: Lord y Miller llevan rodando películas desde 2009, ya tienen cierta profesionalidad, aunque la que menos dominen sean las producciones live action, pero, aun así, dudo mucho que ellos sean tan idiotas de no darse cuenta de lo que estaba saliendo mal durante el rodaje.

 

7º.- Ron Howard se pasó con las refilmaciones: En realidad, lo que el director de “Cocoon” tenía que volver a rodar era un 40% de la cinta. Pero al cineasta le entró la vena perfeccionista y decidió aumentar el porcentaje a un 70% u 80%. ¡Craso error! Lo único que consiguió con eso fue ascender los costes de producción a los 250 o 275 millones de dólares, que fue lo mismo que costó “El despertar de la fuerza”.

 

8º.- Howard confesó a los medios que amaba “La amenaza fantasma”, y ese episodio es uno de los peor valorados por los fans de la saga: Con esa declaración lo único que se consiguió fue que el público empezara a perder su confianza en que el producto saliera bien.

 

9º.- La productora Kathleen Kennedy no sabe lo que se debería narrar en las nuevas entregas de “La guerra de las galaxias”, ni el enfoque de las mismas: ¿En serio ella amó “Thor: Ragnarok” y quiere que Taika Waititi dirija una película de “Star Wars”? Si el estilo de este cineasta también se inclina hacia la comedia, entonces ¿por qué se despidió a Chris Miller y a Phil Lord de la dirección de “Han Solo” si estuvieron haciendo lo mismo que el director neozelandés?

 

Por eso Waititi dijo que jamás trabajaría para Lucasfilm y, teniendo en cuenta el pésimo funcionamiento actual de esta productora, me parece muy acertada esa decisión. FUENTE: https://www.cinemascomics.com/taika-waititi-pelicula-star-wars/

 

Lo triste es que algunos fans quieren que él trabaje en una entrega de esta saga, como el que hizo este dibujo con su rostro llevando el traje de Boba Fett:
http://cinemania.elmundo.es/noticias/asi-seria-taika-waititi-thor-ragnarok-como-boba-fett/

 

10º.- John Landis y Ridley Scott, dos cineastas consagrados y respetados, criticaron el funcionamiento actual de Lucasfilm, porque ambos piensan que la productora no está respetando a los creadores que contratan:

 

a) http://cinemania.elmundo.es/noticias/john-landis-star-wars-esta-manos-esclavistas/

b) http://mouse.latercera.com/ridley-scott-dispara-contra-la-forma-de-hacer-cine-de-disney/

 

Estas fueron mis razones, pero otros sitios ofrecieron otras:
1. https://www.espinof.com/estrenos/que-han-solo-historia-star-wars-prueba-que-saga-ha-dejado-ser-especial
2. http://mouse.latercera.com/han-solo-recaudacion-fallo/

 

Anuncios

Ciclo “La guerra de las galaxias” (Parte 10)

Posted in "Disney", Acción, Aventuras, Ciencia-ficción, Cine negro, Críticas, Drama, Fantasía, Humor, Tráilers, Vídeos with tags , , , , , , , , , , , , on agosto 11, 2018 by Vinny

Crítica de “Han Solo” (Ron Howard, 2018)

 

Avance en castellano

 

 

Avance en versión original

 

 

Antes de ofrecer la crítica es necesario aclarar un aspecto fundamental. Muchos creen que estoy dando demasiada importancia a la cantidad de dinero que algunas películas están recaudando en taquilla porque piensan que, con razón, eso no es sinónimo de calidad, y ellos están en lo cierto, puesto que algunas obras que fracasaron en su momento en realidad no son tan malas como se dice.

 

Algunas de las que sufrieron un batacazo en taquilla son incluso obras bastante aceptables. A continuación, se nombrarán algunos ejemplos:

 

1º.- “La joya del Nilo” (Lewis Teague, 1985): La secuela de “Tras el corazón verde” es más ingeniosa, aventurera y divertida que la original.

 

2º.- “Terminator: Salvation” (McG, 2009): A pesar del Terminator Harvester, que parecía salido de una película de “Transformers”, la total falta de humor, y el poco carisma del John Connor interpretado por Christian Bale, el producto es salvable gracias a Sam Worthington, Anton Yeltchin, las Moto-Terminators, Helena Bonham-Carter -en serio, es de agradecer que ella participase aquí-, y la planificación de las secuencias de acción -mejor que la de “Terminator 3”-, entre otros aspectos.

 

3º.- “Blade Runner 2049” (Denis Villeneuve, 2017): A pesar de su excesiva duración y sus problemas de ritmo, ¿soy el único que piensa que, dentro de la estética fría de la obra, tanto los humanos como los replicantes de esta secuela expresaban más sus emociones que los que aparecieron en la obra original?

 

4º.- “Superman returns” (Bryan Singer, 2006): Es una pena que los fans de la saga que interpretó Christopher Reeve no aceptasen esta hipotética continuación de “Superman II” -Bryan Singer, su director, no quiso tener en cuenta la tercera y cuarta entregas- debido a la falta de humor, al hecho de que el argumento es la historia de un amor imposible, la falta de escenas de acción con altas dosis de heroísmo y, lo que más lamenté, que Brandon Routh nunca fue aceptado por el público para recoger el testigo de Reeve como hombre de acero.
Un dato curioso: Tanto “Superman returns” como “Star Wars: El despertar de la Fuerza” tienen en común el hecho de ser remakes y homenajes encubiertos a sus correspondientes películas originales.

 

Existen más películas, pero con las nombradas aquí ya tenemos ejemplos más que suficientes. Lo que no era de esperar era que en el futuro “Han Solo: Una historia de Star Wars” entrara en esta lista.

 

EN CONTRA

 

1º.- No se debería haber obligado a Alden Ehrenreich a imitar tanto los gestos de Harrison Ford, porque en algunas ocasiones resulta antipático.

 

2º.- La decisión de hacer volver a la vida a cierto villano del episodio I, “La amenaza fantasma”: podría ser decepcionante para algunos.

 

3º.- Es probable que en algunas ocasiones sí se debería haber apostado más por la comedia: Así se le habría facilitado mejor el trabajo a Alden. Tras el despido de los directores originales -Chris Miller y Phil Lord-, el actor principal tuvo problemas al meterse dentro de su personaje en cuanto Ron Howard decidió terminar la película. Se tuvo que contratar a un profesor particular para ayudar a Ehrenreich con su actuación.
En algunos instantes, a este joven actor le falta el carisma de Harrison Ford. Por eso, si se hubiese apostado más por la comedia en plan “Guardianes de la galaxia”, Alden habría salido más airoso de la situación, porque recordemos que fue su papel como actor de westerns en “Ave, César” de los hermanos Cohen lo que seguramente le hizo conseguir ser el joven Han Solo aquí, y es que ambos personajes eran prácticamente unos vaqueros divertidos.

 

4º.- El director de fotografía, Bradford Young, podría haber hecho mejor su trabajo: La fotografía resulta demasiado oscura comparada con la de las demás entregas. Rodarla así puede ser un error, porque normalmente “Star Wars” es más luminosidad y desenfado que oscuridad y seriedad. Por lo tanto, puede haber un sector del público que no acepte un apartado técnico así en una aventura de “La guerra de las galaxias”.
Aunque si lo que se busca así era demostrar el desánimo, el estrés y el mal camino de Han Solo durante su juventud, entonces en ese sentido este apartado estaba justificado.

 

5º.- La presentación del Halcón Milenario en escena carece totalmente de impacto y maravilla.

 

6º.- Val (Thandie Newton) aparece demasiado poco durante el metraje: Una pena, porque Newton es una actriz bastante conocida y, por lo tanto, merecía tener un papel de mayor peso.

 

7º.- Los cambios de intensidad dentro de la música de John Powell durante la película resultan demasiado abruptos.

 

8º.- Algunos fragmentos de la partitura de Powell resultan demasiado folloneros e intensos.

 

A FAVOR

 

1º.- Sin embargo, cuando Alden Ehrenreich recurre a sus propios gestos es cuando realmente su Han Solo funciona en pantalla, porque es en esos momentos cuando se muestra el auténtico carisma del actor.

 

2º.- Además, este nuevo Han Solo mejora mucho cuando se relaciona con Chewie, ya que a partir de ahí surgen las situaciones que sorprenden, divierten y, por lo tanto, insuflan más vida a la obra.

 

3º.- Joonas Suotamo como Chewbacca dejó aquí en pañales a la labor que hizo Peter Mayhew en el mismo personaje en las entregas anteriores. Este nuevo Chewie también tiene unas simples, pero divertidas escenas de acción cuerpo a cuerpo, cosa que nunca se vio en una aventura de “La guerra de las galaxias”. Tan buena fue su labor que ejerció de doble de Mayhew en el episodio VII y, a partir de “Los últimos Jedi”, Joonas se convirtió en el nuevo copiloto del Halcón Milenario.

 

4º.- La partitura de John Powell: Se logra un buen balance entre el estilo clásico de John Williams y los nuevos instrumentos que se llegan a oír sin sacar al espectador de la película.

 

5º.- La mezcla de sonido: A parte de escuchar los efectos sonoros y las voces, puedes apreciar de manera más clara la banda sonora, y eso es bueno, porque últimamente en las producciones de Hollywood cuesta mucho escuchar la música, y eso es debido a que el volumen de ésta suele estar muy bajo comparado con el resto.

 

6º.- El montaje de Pietro Scalia.

 

7º.- La labor de Ron Howard a la hora de rodar las escenas de acción: Sorprende totalmente su resultado teniendo en cuenta que este cineasta cuenta ya con 64 años. George Lucas contaba con 61 años de edad cuando rodó “La venganza de los Sith” en 2005, y el trabajo de este último en este ámbito no está a la misma altura de lo que se ofrece aquí.

 

8º.- Woody Harrelson como el vaquero galáctico Beckett.

 

9º.- Emilia Clarke como Qi’ra.

 

10º.- Donald Glover como un joven Lando Calrissian.
11º.- L3-37 (Phoebe Waller-Bridge) es un androide feminista muy divertida: No sé cómo fue en versión original, pero en el doblaje al castellano el personaje engancha.

 

12º.- Paul Bettany hace de su papel, Dryden Vos, un villano con mucha expresividad: Esto no es usual dentro del universo “Star Wars”, ya que los enemigos de esta saga suelen ser férreos, fríos y limitados a la hora de mostrarlas.

 

13º.- Aunque “Han Solo” no llega a ser una comedia, Ron Howard sí conservó unas cuantas escenas cómicas que rodaron los anteriores directores: El cineasta hizo bien, porque el humor es fresco e ingenioso y, por lo tanto, hace que su visionado sea más divertido.

 

14º.- La escenografía, el diseño de naves y de vestuario de los personajes recuerdan al estilo de la trilogía original, y eso está bien porque otorga cierta sensación de continuidad. De verdad que se siente que se está viendo una película de “La guerra de las galaxias”.

 

15º.- Para ser un producto fan-service que pisa terreno seguro, la obra ofrece secuencias excelentemente rodadas y montadas que terminan siendo emocionantes. Ejemplos: El robo a un tren, las primeras aventuras que Han Solo y Chewie viven en el espacio con el Halcón Milenario, el bloque temático de las minas y, la pelea contra Dryden Vos.

 

16º.- Ron Howard supo explotar el lado western de “Star Wars” aquí: Algunos planos son un claro homenaje a “El bueno, el feo y el malo” de Sergio Leone.

 

EN TÉRMINO MEDIO

 

Rio Durant (Jon Favreau), y Enfys Nest (Erin Kellyman): Los actores no tienen posibilidades de lucirse demasiado, ya que sus personajes son excesivamente secundarios.

 

MENCIÓN DESHONROSA PARA: DISNEY

 

¿Por qué? Porque en Estados Unidos hicieron lo mismo que con la adaptación de “John Carter de Marte”, es decir, ofrecer un título acortado a simplemente “John Carter”, limitando así su carrera comercial en las salas. En este caso, en Norteamérica el segundo spin-off galáctico se llamó “Solo: A Star Wars story”. ¡Craso error!: Era más acertado haberlo llamado “Han Solo: A Star Wars stoy”, como así se ha hecho en España. Por eso, en nuestras tierras esta obra tuvo bastante más éxito, ya que logró desbancar del primer puesto a “Deadpool 2” de la lista de las películas más taquilleras de la semana en España.

 

LA PREGUNTA: ¿Por qué Carlos Boyero, el crítico chinchoso y tiquismiquis del diario “El País” -más vale que no se ofendas sus seguidores, porque podría haberle adjudicado adjetivos más insultantes y sangrantes todavía-, habló tan mal de las escenas de acción de “Han Solo”?

 

Boyero declaró lo siguiente: “(…) esta resulta mareante, plagada de persecuciones y peleas que nos han mostrado mil veces, protagonismo absoluto de los efectos especiales. No existe en ella ni una pizca de alma, de sentido de la aventura, de emoción.

 

¿Cómo puede decir él eso, si las escenas de acción dirigidas por cineastas como Christopher Nolan (por ejemplo, “Batman begins”, “El caballero oscuro”, y “Origen”), Joe Carnahan (“El equipo A”), y Paul Greengrass (por supuesto, “El mito de Bourne”, “El ultimátum de Bourne” y “Jason Bourne”) sí son mareantes comparadas con las rodadas por Ron Howard aquí? No es coña. Son bastante complicadas de ver las peleas rodadas en esas películas, sobre todo las de “Begins” y las de la cuarta entrega del espía amnésico.

 

En cambio, aunque el montaje de las escenas de acción de “Han solo” sea rápido, al menos se aprecia mucho mejor quienes atacan a los demás, y sólo por eso el trabajo de Howard en ese ámbito ya es bastante más meritorio que lo ofrecido por Nolan y Greengrass.

 

¿Que lo que se ofrece en este segundo spin-off ya estaba visto de antes? Tal vez, pero una cosa es narrarlo en películas de género y otra cosa es hacerlo en una película del universo creado por George Lucas, y dentro de este último este tipo de situaciones sí que son realmente una novedad, porque los seguidores como yo no estamos acostumbrados a ver éstas en películas de “Star Wars”.

 

NOTA (desde el punto de vista del show de Alden Ehrenreich): 7/10

NOTA (para los que esperan encontrar a una versión joven de Harrison Ford): 3/10

 

CONCLUSIÓN

 

Lo siento por los fans de Harrison Ford, pero, antes de ver la película, yo ya sabía que imitar su carisma era imposible. Decidí ser realista. No quise ver una imitación. En su lugar lo que buscaba era disfrutar con el profesional que encarnó al divertidísimo personaje Hobie Doyle, el actor que interpretaba westerns en “Ave, César” de los hermanos Coen, haciendo del joven Han Solo en su propio spin-off. Y punto. Eso es todo. Los planos que recogían los gestos con los que Alden Ehrenreich trató de imitar a Ford podrían haberse quedado en la sala de montaje, ya que estropean su actuación.

 

Su trabajo sólo se salva cuando Alden recurre a sus propios tics y, por supuesto, cuando está junto a Chewie (Joonas Suotamo) y, aun así, la película funciona perfectamente, ya que el dúo Ehrenreich-Suotamo resulta divertido por lo que hacen ellos mismos en pantalla. No era necesario imitar tanto a los actores originales. En su lugar, lo realmente importante era lo nuevo que ambos podían aportar a sus personajes, y las acciones que realizan, dentro del terreno seguro en el que se mueve la película, son un auténtico soplo de aire fresco.

 

Mis felicitaciones a los guionistas Lawrence y Johnathan Kasdan por varias razones:

 

1º.- El guion, porque lo entregado en esta película tiene más imaginación que lo último que escribió el primero con J.J. Abrams para “El despertar de la fuerza”.

 

2º.- Lo narrado en “Han Solo” se acerca más a cualquier película de “Indiana Jones”, “Willow”, y “El secreto de la pirámide”: Eso es bueno porque significa tensión, acción trepidante, giros narrativos y la diversión que todo eso conlleva en una película.

 

3º.- La mayoría de los personajes secundarios realizan dentro de la trama más acciones que muchos de los que aparecieron en el episodio VIII.

 

 

Por eso odio que la crítica alabe tanto a “Los últimos Jedi”. Esa película podría haber sido mucho mejor obra y, por supuesto, más “Star Wars” todavía, y siento lástima de que “Han Solo” haya recibido ese varapalo en taquilla por culpa de ese episodio.

 

Es una pena que Ron Howard se pasara con las re-filmaciones y, a la larga, con eso provocara que la producción ascendiera a 250 millones -aunque algunas fuentes aseguran que el presupuesto ascendió a los 275-, y también lo es que la fecha programada para su estreno no era la más adecuada para un producto que buscaba ser un entretenimiento ligero. Por eso no funcionó en taquilla como se pensaba. ¡Qué lástima!

 

 

MENCIÓN DESHONROSA ESPECIAL PARA: Jonathan Kasdan por considerar a Lando un personaje pansexual. Menos mal que su padre Lawrence le dijo que ese detalle no lo tenía tan claro.

 

CRÍTICAS A FAVOR

 

1. Lo bueno, lo malo y lo WTF de Han Solo: Una historia de Star Wars
http://www.chilango.com/cine-y-tv/solo-una-historia-de-star-wars/

 

2. Crítica en Sensacine: “Cowboys galácticos” por Alejandro G.Calvo
http://www.sensacine.com/peliculas/pelicula-218386/sensacine/

 

CRÍTICA A MEDIAS

 

“Una oda al marrón y al gris” por Javier Ocaña

https://elpais.com/cultura/2018/05/24/actualidad/1527158420_746345.html

 

CRÍTICAS EN CONTRA

 

1. Crítica del coleccionista mejicano Armando GTZ

 

 

2. Crítica de Carlos Boyero: https://elpais.com/cultura/2018/05/16/actualidad/1526492767_425201.html
http://cadenaser.com/programa/2018/05/23/la_ventana/1527097247_217481.html

 

3. “Antes de encontrar la Fuerza y el Carisma” por Oti Rodríguez Marchante
https://www.abc.es/play/cine/criticas/abci-critica-solo-historia-star-wars-antes-encontrar-fuerza-y-carisma-201805242029_noticia.html

 

REACCIÓN DE LA PRENSA EN GENERAL ANTE LA PELÍCULA

 

1. En Sensacine: http://www.sensacine.com/peliculas/pelicula-218386/criticas-prensa/

 

2. La reacción de la prensa ante “Han Solo” según el youtuber Retro Yisus

 

 

En el siguiente artículo se abordarán más profundamente las razones por las cuales fracasó “Han Solo”.