Archivo para Star Wars

Lo confieso: Tengo pocas ganas de ver el episodio IX de Star Wars

Posted in "Disney", "Lucasfilm", Acción, Aventuras, Ciencia-ficción, Fantasía, Humor, Vídeos with tags , , , , , on agosto 16, 2018 by Vinny

INTRODUCCIÓN

 

Antes de empezar, quiero compartir varias ideas con vosotros:

 

1º.- ¿Por qué la nueva trilogía no funciona?

 

 

2º.- El youtuber Retro Yisus no tiene ninguna creencia en que este proyecto se vaya a salvar.

 

 

3º.- En la web Rankia encontré la siguiente información:

 

<<Despite being one of the past year’s most successful movies, “Star Wars: The Last Jedi” has fallen short of Wall Street’s expectations due to a faster-than-expected falloff at the box office, declining toy sales and a poor showing in China. With $1.3 billion in global box office for “The Last Jedi,” the most of any movie released in 2017 and No. 9 of all time, Disney ’s problems are ones other entertainment companies would kill to have. Nonetheless, for a property as valued as “Star Wars,” any sign audiences are losing faith is concerning and could prove costly down the road if the trend continues. – “Star Wars: The Last Jedi” Box Office Has Disney Concerned>>

 

<<A pesar de ser una de las películas más exitosas del año pasado, “Star Wars: The Last Jedi” no cumplió con las expectativas de Wall Street debido a un descenso más rápido de lo esperado en la taquilla, la disminución de las ventas de juguetes y una mala proyección en China. Con 1.300 millones de dólares en taquilla mundial para “The Last Jedi”, la mayor cantidad de cualquier película lanzada en 2017 y el número 9 de todos los tiempos, los problemas de Disney son los que otras compañías de entretenimiento matarían por tener. No obstante, para una propiedad tan valorada como “La Guerra de las Galaxias”, cualquier signo de que el público está perdiendo fe es preocupante y podría resultar costoso en el futuro si la tendencia continúa. – La taquilla de “Star Wars: The Last Jedi” tiene a Disney preocupada>>

 

FUENTE: https://wdwnt.com/2018/01/star-wars-last-jedis-box-office-disney-concerned/

 

4º.- El youtuber Armando GTZ explicó en los siguientes vídeos a qué se debe el descontento de los fans y de él mismo desde el episodio VIII.

 

 

 

Y en este último vídeo, Armando se queja de la forma en la que Kathleen Kennedy y Disney están manipulando a los fans.

 

 

Para terminar, quiero compartir una serie de enlaces hacia artículos de la web Rankia relacionados con la etapa Disney de “Star Wars”, para que comprendáis todo el panorama:

 

1.- Periodico El Mundo miente a inversores sobre la película “Han Solo”
https://www.rankia.com/blog/comstar/3961183-periodico-mundo-miente-inversores-pelicula-star-wars-solo

 

2.- Star Wars en video casero es un desastre
https://www.rankia.com/blog/comstar/3961253-star-wars-video-casero-desastre

 

3.- El parche para la llanta ponchada de Star Wars: No entiendo como tebeos y libros pueden relanzar franquicias dañadas
https://www.rankia.com/blog/comstar/3796375-parche-para-llanta-ponchada-star-wars-no-entiendo-como-tebeos-libros-pueden-relanzar-franquicias-danadas

 

4.- Disney Star Wars, Kiri Hart y Mulan y otros demonios…
https://www.rankia.com/blog/comstar/3930300-disney-star-wars-kiri-hart-mulan-otros-demonios

 

5.- La marca Star Wars antes y después de Disney
https://www.rankia.com/blog/comstar/3895112-marca-star-wars-antes-despues-disney

 

6.- Star Wars y desafíos para Disney en el futuro próximo
https://www.rankia.com/blog/comstar/3858092-star-wars-desafios-para-disney-futuro-proximo

 

Y después de ofreceros todo el panorama en la introducción, es ahora cuando comienza realmente mi artículo…

 

Razones por las que tengo muy pocas ganas de ver el episodio IX

 

1º.- Están matando a todos los personajes de la época 1977-1983 en la nueva trilogía de Disney, y eso no me gusta nada de nada. Me hubiese interesado mucho más ver a Luke Skywalker (Mark Hamill) crear una nueva Academia Jedi que ayudase a restaurar la república en toda la galaxia, mientras que tratan de acabar con una nueva amenaza.

 

2º.- Los nuevos personajes no están evolucionando mucho durante esta trilogía: Incluso los protagonistas en los tiempos en los que George Lucas estuvo al mando evolucionaron mucho más, y cuando digo esto incluyo también las precuelas.

 

3º.- El cineasta Rian Johnson no dejó claro cuáles eran los mensajes que escribieron los profetas Jedi de aquellas escrituras sagradas que destruyó el fantasma de Yoda. Aquella fue una oportunidad perdida para declarar al público que los midiclorianos que se nombraron en las precuelas quedaban a partir de ahora fuera del canon.

 

El director de “Looper” no supo narrar de la forma correcta esta parte del episodio VIII, provocando una totalmente innecesaria confusión y polémica entre el público. ¿O quizás era intencionado? Si no visteis en mi artículo sobre “The last Jedi” el vídeo que ofreció Armando GTZ en su canal de YouTube, en ese caso echadle un vistazo ahora, porque sus declaraciones me parecieron muy interesantes. Si os resulta demasiado largo, sería más aconsejable empezar desde el minuto 10:35.

 

 

Y aquí continua su punto de vista sobre “The last Jedi”. Si no queréis ver el vídeo, mejor pinchad en el siguiente enlace para leer un breve artículo: https://www.aciprensa.com/noticias/obispo-critica-el-guino-a-la-nueva-era-en-star-wars-los-ultimos-jedi-36279

 

 

Como recoge la web Rankia.com:

 

<<Disney también se ha metido en controversia contra los religiosos, que es como meterse a un partido del Real Madrid para insultar a los seguidores. Con eso se cargan a un tercio de la población religiosa mundial. (…) No estoy seguro de qué modelo de negocios tiene esto como algo rentable. Buena suerte en su intento de cambiarle la religión al planeta con una película, apostando toda la venta de mercadería y los ingresos por licencias que queda en riesgo.>>

 

FUENTE: https://www.rankia.com/blog/comstar/3776985-star-wars-cuando-empresa-desprecia-clientes

 

La saga “La guerra de las galaxias” se caracterizó por reivindicar valores positivos como la familia, la amistad, la superación personal, y la redención, con los cuales incluso ayudaron a algunos a encontrar a Dios.

 

 

Y es que la mezcolanza de las espiritualidades católica, judía, protestante, y budista siempre estuvo presente en la Fuerza, pero en este episodio VIII todo esto se ha tergiversado demasiado para convertirla en una especie de creencia oscura que establece que el bien y el mal se necesitan el uno al otro para desarrollarse.

 

4º.- Desde el punto de vista de los géneros cinematográficos, la saga original ideada por George Lucas bebía del western, el cine bélico de la Segunda Guerra Mundial, los samuráis, las leyendas artúricas, y las aventuras de magia, capa y espada. Una lástima que esto no se esté dando en “Los últimos Jedi”.

 

5º.- Si el público no entendió que el asunto del balance de la Fuerza era en realidad una trampa llevada a cabo por Snoke para atraer al Lado Oscuro a Rey, entonces me temo que Rian Johnson tampoco hizo un buen trabajo aquí con el guion.

 

6º.- Lo que se ha visto hasta ahora en la trilogía de Disney no resulta nada innovador: Lo narrado y mostrado aquí ya se había visto en la etapa 1977-1983.

 

7º.- John Williams hizo partituras mucho mejores en los episodios del IV-VI y del I-III: El trabajo que ofreció en el VII era pasable, pero ya no sorprendía demasiado. Quizás hubiese sido más aconsejable que Michael Giacchino ocupara su lugar en este último episodio, puesto que su estilo se asemeja mucho más al de Williams, pero se pecó de ser demasiado tradicional, y los responsables decidieron contratar de nuevo a John para los episodios VII-IX. Es una lástima, porque el trabajo compuesto para el VIII, en general, no fue nada emocionante ni memorable.

 

Mi sonrisa tras ver el episodio VIII se debía a que me gustó que el final otorgado a Luke era, para mí, más benévolo que el que tuvo Han Solo en el episodio anterior, y el hijo de Anakin Skywalker siempre fue uno de mis héroes de la infancia. Pero una cosa es eso, y otra cosa era la impresión total de la película. Salí con mejor cara de ver “Liga de la Justicia”, “Molly’s Game”, “Thor: Ragnarok”, “Black Panther”, “Vengadores: Infinity war”, y “Jurassic World: El reino caído”.

 

ACTUALIZADO

 

8º.- El orgullo, la soberbia, la hipocresía, y la prepotencia que están mostrando las declaraciones de la hasta ahora presidenta de Lucasfilm, Kathleen Kennedy, y los cineastas J.J. Abrams y Rian Johnson hacia sus fans: Ellos no están siendo sinceros, ni comprensivos, ni respetuosos con ellos. Si lo que se busca es mantener a los fans que la saga “Star Wars” lleva acumulando desde 1977, ellos no están haciendo una buena labor.

 

 

Además, ¿quién va ir a ver una película de un tipo que llamó misóginos a los que no disfrutaron de la aparición del personaje Rose Tico (Kelly Marie Tran) en “Los últimos Jedi”? Por cierto, la gente de Lucasfilm pensó que con ella esperaban así que el público chino fuese a verla, pero es que éste pasó de la película como de la mierda.

 

 

 

9º.- Si se va a escoger a una actriz con rasgos asiáticos para atraer al público chino a las salas, entonces es recomendable estudiar los cánones de belleza de las mujeres de China: Si no se hace esto, el público de ese país no irá a ver la película. En Rankia lo explican de forma excelente: https://www.rankia.com/blog/comstar/3777542-baja-recaudacion-star-wars-china

 

10º.- Me cae ya mal el guionista Lawrence Kasdan al declarar que el tratamiento de los personajes de “La amenaza fantasma” le parecía demasiado simple, puesto que este guionista no se acordó de los valores que exaltaba “Star Wars” a la hora de escribir el episodio VII junto a Abrams. De todas formas, con el trabajo para “Han Solo” se superó, aunque otra cosa sea que a la gran mayoría su traslación a la pantalla no sea convincente.

 

11º.- Además, el hijo de Lawrence, Jonathan Kasdan, declaró en mayo de 2017 al diario Huffington Post acerca de que “Solo” contiene un personaje pansexual, o sea, sexualidad dentro de entretenimiento para niños, y ello quebró la tendencia alcista de las acciones de Disney. No hubo sexo en “Han Solo”, por lo tanto, no era nada ofensiva para el espectador.

 

12º.- La reivindicación de la figura de la mujer no está bien llevada a cabo: La almirante Holdo no sabe mantener la moral de las tropas de la Resistencia en el episodio VIII.

 

13º.- El estilo narrativo de Johnson no es nada consecuente con el mostrado por Abrams en “El despertar de la fuerza”.

 

14º.- Cuando se plantea una trilogía, primero es necesario tener claro antes de todo su final: Esto no está ocurriendo durante la producción de las entregas VII-IX. Kathleen Kennedy no sabe lo que quiere narrar en las nuevas aventuras.

 

15º.- Como dije en algún artículo anterior, la organización del trabajo y la programación de estrenos ha sido pésima: Kennedy no supo supervisar los rodajes en su debido momento, y la cosa se empezó a poner fea de verdad a partir de la producción de “Han Solo”, la cual ya está considerada actualmente como el primer gran fracaso de una película de “Star Wars” en la taquilla mundial.

 

16º.- Kathleen no actuó bien al presentar ideas a los guionistas y cineastas para que estos las plasmen en el producto final, ya que ella nunca escribió guion alguno ni dirigió nada anteriormente.

 

17º.- Aparte de las malísimas lecciones que la casa del ratón Mickey y Lucasfilm pretenden inculcar a los niños a través de estas nuevas entregas, están enseñando al mundo el pésimo funcionamiento dentro de una empresa, y esto es debido a los problemas de egos que existen entre los empleados de ambas compañías. ¡Una auténtica vergüenza!

 

18º.- Los fans se están cansando ya de esta saga, porque las nuevas películas ya no ofrecen tramas interesantes, y esto les está afectando mucho.

 

19º.- Disney no está tratando bien a los fans de “Star Wars”, puesto que esta compañía está intentando retirar fan-films colgados en Youtube que son mucho mejores que las últimas producciones de Lucasfilm. En tiempos de George Lucas, esto no pasaba.

 

20º.- Harrison Ford es gilipollas. Me duele mucho reconocer esto, porque él fue uno de mis héroes durante mi infancia y adolescencia. Él odiaba a Han Solo por considerarlo un personaje fuera de lugar, cuando en las contradicciones del mismo residía su gracia: Un ateo que se ve envuelto en una aventura de magia, capa y espada con toques de las leyendas artúricas es algo que realmente pilla desprevenido a cualquiera, pero Ford no se dio cuenta de esto. Se dice que sólo quiso aparecer en el episodio VII para que mataran a su personaje. Una lástima, porque eso es como si el actor W.G. Bailey hubiese insistido a los guionistas de la serie “Major crimes” que hicieran lo mismo con su personaje Louie Provenza.

 

21º.- Me caen mal Simon Pegg y Anthony Daniels por criticar las precuelas, cuando la realidad es que éstas actualmente están siendo más interesantes que el arco VII-IX.

 

22º.- Algunos fans se están dando cuenta de que incluso la propia Disney no confía en los resultados artísticos del episodio IX de “La guerra de las galaxias”, y hasta el youtuber Jiger lo reconoce.

 

 

23º.- El youtuber Armando GTZ cree que la intención de Disney con “La guerra de las galaxias” no fue en absoluto hacer nuevas películas, sino construir parques temáticos relacionados con la saga, y lo mismo está haciendo con los personajes del Universo Marvel.

 

 

24º.- Aun así, en la casa del pato Donald no saben gestionar la franquicia, puesto que los derechos de streaming de las seis primeras películas se los vendieron a Turner Broadcasting:
https://computerhoy.com/noticias/entretenimiento/disney-streaming-queda-star-wars-fallo-garrafal-286375

 

25º.- Según GTZ, a los de Disney les da igual si no se vende la mercancía que hay en los supermercados, porque los productos buenos de verdad los tienen reservados para los futuros parques temáticos de “La guerra de las galaxias”, y saben que estos recibirán visitas a pesar del descontento con las últimas películas. No sé si se están equivocando: Ni si quiera a los niños de ahora les está gustando esta nueva trilogía. Puede que hayan cambiado los gustos de la gente.

 

 

 

26º.- J.J. Abrams dijo que no le gustaron las precuelas. Entonces, si tanto le molestaron, ¿por qué el recicló el vestuario de Darth Maul, quien apareció en el episodio I, para Rey en el IX?

FUENTE: https://www.cinemascomics.com/video-star-wars-9-filtracion/#

 

27º.- ¡Cuánto estoy echando de menos al dúo C-3PO y R2-D2 últimamente! “Star Wars” era mucho más divertido cuando ambos estaban juntos.

 

28º.- Cuando estaba con unos amigos, uno de ellos, que ya estaba en la cincuentena, nos dijo que fue al estreno de la película original allá por el año 1977, y que salió emocionado y flipando tras verla del cine, añadiendo que siempre recordaría ese momento como uno de los más felices de su vida.

 

Conclusión: Prefiero esperar a que los demás vean el episodio IX. Si en general me hablan bien del mismo, me replantearé si ir a verlo. Porque prefiero conservar los momentos felices de cuando fui al re-estreno de la trilogía original allá por 1997.

 

Ahora comprenderéis con estas 28 razones porqué tengo tantas pocas ganas de ver el episodio IX.

 

Sólo Jiger me puede consolar un poco.

 

 

Anuncios

¿Por qué ahora el universo de Marvel Studios ya es más interesante que lo último de “Star Wars”?

Posted in "Disney", "Lucasfilm", Acción, Aventuras, Ciencia-ficción, Fantasía, Marvel, Vídeos with tags , , , , on agosto 12, 2018 by Vinny

 

 

Id a la marca 12:35, porque es aquí cuando Retro Yisus compara las situaciones de las producciones de Marvel Studios con las de Lucasfilm.

 

Basándome en el texto que encontré en “Jot Down” -y que podéis consultar aquí: https://www.jotdown.es/2018/01/in-memoriam-star-wars/#comment-678172-, reflexioné y saqué mis razones por las cuales los superhéroes de la Casa de las Ideas están sepultando a las nuevas aventuras de la familia Skywalker:

 

1º.- Por muy superhéroes que sean en general los personajes de Marvel, teniendo en cuenta que las aventuras ocurren en un universo de fantasía y ciencia-ficción desenfadado y despreocupado para ser disfrutado en familia, todos ellos contaron con un camino de construcción del héroe mucho más creíble porque se hizo respetando la coherencia interna dentro de ese universo, y si han existido aparentemente problemas relacionados con la misma, estos eran fáciles de resolver:
http://freakelitex.com/un-fan-resuelve-el-problema-temporal-de-spider-man-homecoming/

 

Sin embargo, la coherencia interna de la saga “La guerra de las galaxias” dejó de existir desde “La amenaza fantasma” por culpa de los midiclorianos, es decir, de un recuento sanguíneo. Así George Lucas eliminó el componente místico y mágico de la Fuerza, los cuales fueron parte de la gracia de los episodios IV-V-VI.

 

2º.- Kevin Feige, presidente de Marvel Studios, sí defiende a los cineastas que trabajan con su estudio, mientras que en Lucasfilm no lo hacen.

 

Quiero decir que, si por algo Marvel Studios tiene buena fama entre el público, es debido a que Kevin Keige sí ha demostrado interés y ha defendido la visión de los cineastas que trabajan con su estudio. Es más, recientemente él creó junto a esta división un lobby para apoyar a James Gunn para que dirija la tercera entrega de “Guardians of the galaxy”, ya que Disney quiere despedirle: http://mouse.latercera.com/marvel-studios-lobby-disney-james-gunn/

 

Por eso, a partir de “Capitán América: Civil War”, la productora tiene películas la mar de estupendas: el díptico de “Los guardianes de la galaxia” de Gunn es fabuloso -Steven Spielberg, sin ser un fan de los superhéroes, confesó que admiró la primera entrega de esta saga-, “Thor: Ragnarok” es una comedia súper-heroica de aventuras que recupera el tono desenfadado de producciones ochenteras como “Cazafantasmas” y “Superdetective en Hollywood”, y “Black Panther” y “Vengadores: Infinity War” sorprendieron a mucha gente.

 

En cambio, la suerte de los cineastas que últimamente han trabajado con Lucasfilm dista de ser tan buena como la de Taika Waititi y los hermanos Russo en Marvel Studios, puesto que Gareth Edwards, el dúo Lord-Miller, y Colin Trevorrow fueron despedidos por diferencias creativas.

 

¿Cuántos cineastas fueron despedidos durante la etapa Disney hasta ahora? ¡CUATRO! ¡Cuatro desde 2015! Con razón John Landis atacó el funcionamiento de la empresa actualmente presidida por Kathleen Kennedy. ¿Cómo se le ocurre a esta mujer ser tan dura e intransigente con sus directores?

 

FUENTES:

a) http://www.sensacine.com/noticias/cine/noticia-18559937/

b) http://cinemania.elmundo.es/noticias/john-landis-star-wars-esta-manos-esclavistas/

c) https://www.ecartelera.com/noticias/42114/star-wars-john-landis-critica-despidos-directores-lucasfilm/

 

3º.- Aunque las producciones de Marvel Studios tengan como público principal al adolescente, tenían una ventaja a su favor que actualmente no tienen las de Lucasfilm: También contaban con un enfoque familiar.

 

Eso significa que las películas de los héroes de la Casa de las Ideas están pensadas también para ser disfrutadas por los niños y por los padres, porque mientras los primeros disfrutarán más con las heroicidades, la simpatía y el carisma de los personajes, los padres engancharan mejor con las referencias adultas que encontrarán en las escenas cómicas y los personajes divertidos -cuyas gracias seguro que no siempre captaran los menores, al igual que sucedía con “Superman” (Richard Donner, 1978), la trilogía clásica de “La guerra de las galaxias”, y “Wonder Woman” (Patti Jenkins, 2017)-.

 

En otras palabras, esta fórmula, que ya aplicó Pixar a sus producciones con total ingenio y éxito, lo supo adaptar perfectamente Marvel Studios a las suyas. Sin embargo, como los episodios VII y VIII estuvieron demasiado enfocadas al público adolescente, dicha fórmula no se aplicó, provocando que las nuevas entregas no fuesen tan divertidas de ver para el resto.

 

4º- Los guionistas de Marvel Studios preparan a largo plazo lo que se va a narrar en sus producciones, mientras que en Lucasfilm no tienen ninguna hoja de ruta para los próximos episodios de “Star Wars”: En otras palabras, Kevin Feige tiene mejores ideas de lo que quiere ofrecer a su público que Kathleen Kennedy.

 

5º.- La pre-producción, filmación, y post-producción de las cintas del MCU está mejor organizada y supervisada que lo que últimamente Lucasfilm estrena en salas, y los problemas relacionados con “Han Solo: Una historia de Star Wars” (Ron Howard, 2018) y el episodio IX son una prueba palpable de ello.

 

6º.- No todos los héroes de Marvel Studios son súper: Algunos no tienen súper-poderes y, para impartir justicia, unos emplean armaduras con armas, como Iron-man y Máquina de Guerra, y otros un traje diseñado y construido en laboratorios, como es el caso de Ant-man y la Avispa. Esto que parece una tontería, en realidad, ayuda mucho a que gran parte de los espectadores empaticen y se sientan mejor identificados con las personas que hay dentro de los mismos, ya que, cuando ellos no están salvando el mundo, pueden sufrir los mismos problemas personales que cualquiera de la vida real.

 

Este detalle sí sucedía con Luke Skywalker, Leia y Han Solo en la trilogía original de “Star Wars”, pero no con Rey, porque desde el principio de la nueva trilogía ella prácticamente domina el sable-láser y los poderes de la Fuerza, y es difícil identificarse con ella. Era más fácil hacerlo con Finn (John Boyega), porque, cuando éste busca algo parecido a una familia, ya que nunca la ha tenido, comete errores en dicha búsqueda que son creíbles.

 

ACTUALIZACIÓN

 

7º.- Los mensajes de las producciones de la Casa de las Ideas son más realistas, constructivos, rebeldes y, por supuesto, radicalmente opuestos a los que Lucasfilm trató de inculcar al público con “Los últimos Jedi”.

 

La saga original de “La guerra de las galaxias” se inspiraba en los valores y la filosofía recogidos en la obra “El héroe de las mil caras” de Joseph Campbell, profesor de religión comparada, que a su vez se formó con el gran psicólogo suizo Carl Gustav Jung, quien había dedicado su carrera a investigar los arquetipos del inconsciente colectivo que intervienen en nuestros sueños y en nuestros mitos.

 

El obispo de San Sebastián, Monseñor Munilla, actual admirador de los episodios I-VI, explica que en sí la saga tenía una “sana inspiración” en la “filosofía perenne”, que destacaba que “el alma humana tenía una serie de valores sobre el crecimiento humano, sobre Dios y donde se habla del héroe humano, de la misión del héroe. Este héroe era un hombre típicamente joven llamado a salir de la comodidad, de la vida doméstica, impulsado a una aventura peligrosa, pero por el bien de la humanidad”.

 

Según Joseph Campbell, los motivos para realizarla solían ser conseguir un tesoro o proteger a los inocentes, o someter las fuerzas de la naturaleza. En el proceso, el héroe comprende y vence sus debilidades, hace frente a los enemigos y finalmente entra en contacto con los poderes espirituales profundos que actúan en el cosmos. Normalmente, como preparación para su misión, es entrenado por un maestro espiritual que le hará dar con vigor sus primeros pasos.

 

A Campbell le intrigaba en particular la forma en la que esta historia se concretaba en los ritos de iniciación entre los pueblos primitivos. Además, Joseph fue el mentor de Lucas. Por eso, en la trilogía original de “Star Wars”, Luke Skywalker es forzado a abandonar su hogareña vida mundana tras la muerte de sus tíos y, bajo la tutela de Obi-Wan y de Yoda, se sobrepone a sus miedos, descubre su fuerza interior, se enfrenta a la oscuridad y aprende a obrar en comunión con la Fuerza.

 

Con la frase más conocida de la saga, “que la fuerza te acompañe”, Munilla asegura que parece sugerir que “la gracia de Dios te acompañe”, aunque obviamente “no se pretendía en esta saga transmitir ninguna especie de valores religiosos explicitados. (…) Por desgracia en esta película – “Los últimos Jedi”- ha habido un cambio sustancial y notable. (…) Los libros sagrados no son necesarios. Se puede quemar el templo, que hasta ahora habíamos custodiado, y porque la sabiduría está dentro de ti, no está en libros ni en la tradición de nuestros padres”. Al final subyace la idea de “quememos los libros sagrados porque la sabiduría eres tú”.

 

Como dijo el historiador Francisco Torres en su libro “Enseñarte podría…Viaje al fondo de Star Wars”, donde afirma que la franquicia nació quizá con una primacía del elemento oriental, pero con la segunda trilogía de películas se reforzó la tendencia judeocristiana, que ha quedado como dominante en el canon.

 

En las anteriores, “el argumento es que el Bien y el Mal, los Jedi y los Sith, son excluyentes; que el equilibrio pasa por el fin de los Sith, porque son los que producen el desequilibrio de La Fuerza, o trasladado de nivel de concreción: que sólo escogiendo el Bien se alcanza la paz, el orden y el equilibrio. (…) el planteamiento histórico es lineal y no cíclico, más cristiano que oriental” mientras que en esta última película se hace un enfoque New Age (Nueva Era) y oriental, es decir, el concepto de espiritualidad sí, pero no religiosidad.

 

Todas las dimensiones míticas y arquetípicas de los episodios I-VI han sido aplastadas por una ideología agresivamente feminista, como si la exaltación de las mujeres triunfantes fuese más importante que el viaje espiritual del héroe.

 

Es más, el obispo auxiliar de Los Ángeles, Robert Barron, reconocido fan de “Star Wars” y, además, considerado toda una referencia en el mundo cultural mediático de internet, donde está presente con su propia plataforma “Word on Fire”, se durmió en «Los últimos Jedi» por culpa de la transmisión de esa ideología dominante:

 

<<Todos los personajes masculinos de Los últimos Jedi son torpes, incompetentes, arrogantes o moralmente sospechosos; y todos los personajes femeninos son sabios, buenos, prudentes y valientes. Incluso Luke se ha convertido en alguien amargado y temeroso, que lleva el estigma de un profundo fracaso moral.>>

 

Tal vez me haya entretenido a ratos con “Los últimos Jedi”, pero después de leer las declaraciones del historiador Francisco Torres, Monseñor Munilla, y Robert Barron, me he dado cuenta de que ha habido en esta última película un montón de cosas que no se han hecho bien:

 

a) Queriendo superar la desigualdad entre mujeres y hombres presente en las últimas películas, han vuelto a caer en una desigualdad, esta vez a favor de las mujeres. Además, éstas son personajes poco creíbles. La Historia está llena de grandes mujeres, como Juana de Arco, Marie Curie, Mariana Pineda, y Edith Piaf, por nombrar algunos ejemplos. Pero dudo mucho que la construcción de la figura de todas ellas sea tan nefasta como la de la protagonista Rey de la trilogía VII-IX.

 

b) Se le otorgó más importancia a la figura de la mujer que al camino del héroe.

 

c) Estoy de acuerdo de que cada uno tiene su verdad, pero existen los valores universales como dicen psicólogos afamados que nombré anteriormente.

 

d) En mi particular opinión, prefiero que cada película sea una historia que acabe en sí misma, y que no tengamos que estar esperando a las próximas para conocer su final. Muchas de las películas anteriores ofrecían una trama cerrada.

 

Recogí otras opiniones:

 

a) Muchos espectadores que vieron las entregas de Disney decidieron ver las otras películas, y tras su visionado quedaron realmente decepcionados con la nueva etapa.

 

b) Ha decepcionado a algunos religiosos, y también a ateos como el youtuber Retro Yisus, reconocido fan de “Star Wars”, del que adjunto un vídeo:

 

 

La última web que leyó este youtuber en este vídeo ofreció una información errónea: Enfys Nest terminó siendo una chiquilla, pero resultó no ser la villana. En realidad, un hombre fue el antagonista de la película.

 

FUENTES:
1. https://es.wikipedia.org/wiki/El_héroe_de_las_mil_caras
2. https://www.ociohispano.es/libro/viaje-al-fondo-star-wars/
3. https://www.religionenlibertad.com/cultura/61415/obispo-barron-fan-star-wars-durmio-los.html
4. https://www.religionenlibertad.com/cultura/61665/munilla-muestra-critico-con-ultima-entrega-star-wars.html
3. https://www.elnuevodia.com/noticias/mundo/nota/unobispoutilizastarwarsparapromoverlafeeiniciarundebate-2388571/

 

 

8º.- El universo de Marvel Studios está vivo, ya que los guionistas todavía ofrecen situaciones novedosas, sus actores aún están en la flor de la vida, y, además, muchos de ellos abandonarán el mismo con dignidad en cuanto se estrene “Avengers: End game”, dejando un mejor sabor de boca en el público. En cambio, Rian Johnson, con el episodio VIII, eliminó para muchos fans los elementos que ofrecían interés a “La guerra de las galaxias” y, por supuesto, los problemas con la muerte de Carrie Fisher dificultaron demasiado el rodaje de la conclusión de la saga Skywalker. Lo malo es que Disney quiere dividir “Star Wars IX” en dos películas.

 

 

Los ejecutivos de la major creen que así se obtendrían tantos beneficios como los que van a obtener con la tercera y cuarta entrega de los Vengadores. Quizás se estén equivocando porque para muchos seguidores esta saga está muerta.

 

 

Después de todo esto, me estoy planteando no ir a ver el episodio IX si lo dividen en dos películas.

 

¿Por qué fracasó “Han Solo” en la taquilla?

Posted in "Lucasfilm", Aventuras, Ciencia-ficción, Cine, Drama, Fantasía, Humor, Vídeos with tags , , , , , , , , , , , , , on agosto 11, 2018 by Vinny

 

 

Personalmente no considero fallida del todo la obra “Han Solo”. Simplemente es que sufrió las consecuencias del desencanto de los fans por culpa de “Los últimos Jedi”. Desde este punto de vista, éstas son las razones del fracaso de este segundo spin-off:

 

1º- Los fans tienen demasiado mitificada la imagen de Harrison Ford como Han Solo como para ponerse a aceptar a otro actor en el mismo rol, aunque éste encarne una versión más joven del mismo. Es comprensible: Ford ha sido en las mentes de los seguidores el contrabandista intergaláctico desde 1977 hasta 2015.

 

2º.- La fecha de estreno no era la más adecuada: “Han Solo” es un producto más ligero de lo habitual dentro de este universo y, por lo tanto, era más adecuado proyectarlo en verano -más en concreto a mediados de Agosto-, época más propicia para disfrutar de cintas no demasiado exigentes, en lugar de hacerlo en Mayo.

 

3º.- Lucasfilm subestimó las producciones con superhéroes de Marvel: Esas películas cuentan con actores que saben explotar su carisma y caer bien al público, además de contar con guionistas que consiguieron que a los espectadores les importasen estos personajes y disfrutasen con ellos.

 

Han Solo (Harrison Ford), Luke Skywalker (Mark Hamill), Rey (Daisy Ridley) y Poe Dameron (Oscar Isaac) contaron con cierto desarrollo de sus personajes a lo largo de esta nueva trilogía, y sí gustan al público, pero el resto de los personajes no realizan acciones relevantes durante las tramas, por lo tanto, los espectadores no terminan de empatizar con ellos y admirarlos. Es más, algunos hasta sobran porque no aportan nada.

 

4º.- “Los últimos Jedi” fue un espectáculo de una magnitud excesivamente grande: Ofreció tantas situaciones y giros argumentales que los fans acabaron agotados.

 

5º.- El guionista Jonathan Kasdan y la productora Kathleen Kennedy desconocían cuál era el estilo de Phil Lord y Chris Miller.

 

6º.- Los responsables no les dieron una oportunidad a los firmantes de “La Lego película” para que arreglaran lo que los primeros pensaban que era un error: Lord y Miller llevan rodando películas desde 2009, ya tienen cierta profesionalidad, aunque la que menos dominen sean las producciones live action, pero, aun así, dudo mucho que ellos sean tan idiotas de no darse cuenta de lo que estaba saliendo mal durante el rodaje.

 

7º.- Ron Howard se pasó con las refilmaciones: En realidad, lo que el director de “Cocoon” tenía que volver a rodar era un 40% de la cinta. Pero al cineasta le entró la vena perfeccionista y decidió aumentar el porcentaje a un 70% u 80%. ¡Craso error! Lo único que consiguió con eso fue ascender los costes de producción a los 250 o 275 millones de dólares, que fue lo mismo que costó “El despertar de la fuerza”.

 

8º.- Howard confesó a los medios que amaba “La amenaza fantasma”, y ese episodio es uno de los peor valorados por los fans de la saga: Con esa declaración lo único que se consiguió fue que el público empezara a perder su confianza en que el producto saliera bien.

 

9º.- La productora Kathleen Kennedy no sabe lo que se debería narrar en las nuevas entregas de “La guerra de las galaxias”, ni el enfoque de las mismas: ¿En serio ella amó “Thor: Ragnarok” y quiere que Taika Waititi dirija una película de “Star Wars”? Si el estilo de este cineasta también se inclina hacia la comedia, entonces ¿por qué se despidió a Chris Miller y a Phil Lord de la dirección de “Han Solo” si estuvieron haciendo lo mismo que el director neozelandés?

 

Por eso Waititi dijo que jamás trabajaría para Lucasfilm y, teniendo en cuenta el pésimo funcionamiento actual de esta productora, me parece muy acertada esa decisión. FUENTE: https://www.cinemascomics.com/taika-waititi-pelicula-star-wars/

 

Lo triste es que algunos fans quieren que él trabaje en una entrega de esta saga, como el que hizo este dibujo con su rostro llevando el traje de Boba Fett:
http://cinemania.elmundo.es/noticias/asi-seria-taika-waititi-thor-ragnarok-como-boba-fett/

 

10º.- John Landis y Ridley Scott, dos cineastas consagrados y respetados, criticaron el funcionamiento actual de Lucasfilm, porque ambos piensan que la productora no está respetando a los creadores que contratan:

 

a) http://cinemania.elmundo.es/noticias/john-landis-star-wars-esta-manos-esclavistas/

b) http://mouse.latercera.com/ridley-scott-dispara-contra-la-forma-de-hacer-cine-de-disney/

 

Estas fueron mis razones, pero otros sitios ofrecieron otras:
1. https://www.espinof.com/estrenos/que-han-solo-historia-star-wars-prueba-que-saga-ha-dejado-ser-especial
2. http://mouse.latercera.com/han-solo-recaudacion-fallo/

 

Ciclo “La guerra de las galaxias” (Parte 10)

Posted in "Disney", Acción, Aventuras, Ciencia-ficción, Cine negro, Críticas, Drama, Fantasía, Humor, Tráilers, Vídeos with tags , , , , , , , , , , , , on agosto 11, 2018 by Vinny

Crítica de “Han Solo” (Ron Howard, 2018)

 

Avance en castellano

 

 

Avance en versión original

 

 

Antes de ofrecer la crítica es necesario aclarar un aspecto fundamental. Muchos creen que estoy dando demasiada importancia a la cantidad de dinero que algunas películas están recaudando en taquilla porque piensan que, con razón, eso no es sinónimo de calidad, y ellos están en lo cierto, puesto que algunas obras que fracasaron en su momento en realidad no son tan malas como se dice.

 

Algunas de las que sufrieron un batacazo en taquilla son incluso obras bastante aceptables. A continuación, se nombrarán algunos ejemplos:

 

1º.- “La joya del Nilo” (Lewis Teague, 1985): La secuela de “Tras el corazón verde” es más ingeniosa, aventurera y divertida que la original.

 

2º.- “Terminator: Salvation” (McG, 2009): A pesar del Terminator Harvester, que parecía salido de una película de “Transformers”, la total falta de humor, y el poco carisma del John Connor interpretado por Christian Bale, el producto es salvable gracias a Sam Worthington, Anton Yeltchin, las Moto-Terminators, Helena Bonham-Carter -en serio, es de agradecer que ella participase aquí-, y la planificación de las secuencias de acción -mejor que la de “Terminator 3”-, entre otros aspectos.

 

3º.- “Blade Runner 2049” (Denis Villeneuve, 2017): A pesar de su excesiva duración y sus problemas de ritmo, ¿soy el único que piensa que, dentro de la estética fría de la obra, tanto los humanos como los replicantes de esta secuela expresaban más sus emociones que los que aparecieron en la obra original?

 

4º.- “Superman returns” (Bryan Singer, 2006): Es una pena que los fans de la saga que interpretó Christopher Reeve no aceptasen esta hipotética continuación de “Superman II” -Bryan Singer, su director, no quiso tener en cuenta la tercera y cuarta entregas- debido a la falta de humor, al hecho de que el argumento es la historia de un amor imposible, la falta de escenas de acción con altas dosis de heroísmo y, lo que más lamenté, que Brandon Routh nunca fue aceptado por el público para recoger el testigo de Reeve como hombre de acero.
Un dato curioso: Tanto “Superman returns” como “Star Wars: El despertar de la Fuerza” tienen en común el hecho de ser remakes y homenajes encubiertos a sus correspondientes películas originales.

 

Existen más películas, pero con las nombradas aquí ya tenemos ejemplos más que suficientes. Lo que no era de esperar era que en el futuro “Han Solo: Una historia de Star Wars” entrara en esta lista.

 

EN CONTRA

 

1º.- No se debería haber obligado a Alden Ehrenreich a imitar tanto los gestos de Harrison Ford, porque en algunas ocasiones resulta antipático.

 

2º.- La decisión de hacer volver a la vida a cierto villano del episodio I, “La amenaza fantasma”: podría ser decepcionante para algunos.

 

3º.- Es probable que en algunas ocasiones sí se debería haber apostado más por la comedia: Así se le habría facilitado mejor el trabajo a Alden. Tras el despido de los directores originales -Chris Miller y Phil Lord-, el actor principal tuvo problemas al meterse dentro de su personaje en cuanto Ron Howard decidió terminar la película. Se tuvo que contratar a un profesor particular para ayudar a Ehrenreich con su actuación.
En algunos instantes, a este joven actor le falta el carisma de Harrison Ford. Por eso, si se hubiese apostado más por la comedia en plan “Guardianes de la galaxia”, Alden habría salido más airoso de la situación, porque recordemos que fue su papel como actor de westerns en “Ave, César” de los hermanos Cohen lo que seguramente le hizo conseguir ser el joven Han Solo aquí, y es que ambos personajes eran prácticamente unos vaqueros divertidos.

 

4º.- El director de fotografía, Bradford Young, podría haber hecho mejor su trabajo: La fotografía resulta demasiado oscura comparada con la de las demás entregas. Rodarla así puede ser un error, porque normalmente “Star Wars” es más luminosidad y desenfado que oscuridad y seriedad. Por lo tanto, puede haber un sector del público que no acepte un apartado técnico así en una aventura de “La guerra de las galaxias”.
Aunque si lo que se busca así era demostrar el desánimo, el estrés y el mal camino de Han Solo durante su juventud, entonces en ese sentido este apartado estaba justificado.

 

5º.- La presentación del Halcón Milenario en escena carece totalmente de impacto y maravilla.

 

6º.- Val (Thandie Newton) aparece demasiado poco durante el metraje: Una pena, porque Newton es una actriz bastante conocida y, por lo tanto, merecía tener un papel de mayor peso.

 

7º.- Los cambios de intensidad dentro de la música de John Powell durante la película resultan demasiado abruptos.

 

8º.- Algunos fragmentos de la partitura de Powell resultan demasiado folloneros e intensos.

 

A FAVOR

 

1º.- Sin embargo, cuando Alden Ehrenreich recurre a sus propios gestos es cuando realmente su Han Solo funciona en pantalla, porque es en esos momentos cuando se muestra el auténtico carisma del actor.

 

2º.- Además, este nuevo Han Solo mejora mucho cuando se relaciona con Chewie, ya que a partir de ahí surgen las situaciones que sorprenden, divierten y, por lo tanto, insuflan más vida a la obra.

 

3º.- Joonas Suotamo como Chewbacca dejó aquí en pañales a la labor que hizo Peter Mayhew en el mismo personaje en las entregas anteriores. Este nuevo Chewie también tiene unas simples, pero divertidas escenas de acción cuerpo a cuerpo, cosa que nunca se vio en una aventura de “La guerra de las galaxias”. Tan buena fue su labor que ejerció de doble de Mayhew en el episodio VII y, a partir de “Los últimos Jedi”, Joonas se convirtió en el nuevo copiloto del Halcón Milenario.

 

4º.- La partitura de John Powell: Se logra un buen balance entre el estilo clásico de John Williams y los nuevos instrumentos que se llegan a oír sin sacar al espectador de la película.

 

5º.- La mezcla de sonido: A parte de escuchar los efectos sonoros y las voces, puedes apreciar de manera más clara la banda sonora, y eso es bueno, porque últimamente en las producciones de Hollywood cuesta mucho escuchar la música, y eso es debido a que el volumen de ésta suele estar muy bajo comparado con el resto.

 

6º.- El montaje de Pietro Scalia.

 

7º.- La labor de Ron Howard a la hora de rodar las escenas de acción: Sorprende totalmente su resultado teniendo en cuenta que este cineasta cuenta ya con 64 años. George Lucas contaba con 61 años de edad cuando rodó “La venganza de los Sith” en 2005, y el trabajo de este último en este ámbito no está a la misma altura de lo que se ofrece aquí.

 

8º.- Woody Harrelson como el vaquero galáctico Beckett.

 

9º.- Emilia Clarke como Qi’ra.

 

10º.- Donald Glover como un joven Lando Calrissian.
11º.- L3-37 (Phoebe Waller-Bridge) es un androide feminista muy divertida: No sé cómo fue en versión original, pero en el doblaje al castellano el personaje engancha.

 

12º.- Paul Bettany hace de su papel, Dryden Vos, un villano con mucha expresividad: Esto no es usual dentro del universo “Star Wars”, ya que los enemigos de esta saga suelen ser férreos, fríos y limitados a la hora de mostrarlas.

 

13º.- Aunque “Han Solo” no llega a ser una comedia, Ron Howard sí conservó unas cuantas escenas cómicas que rodaron los anteriores directores: El cineasta hizo bien, porque el humor es fresco e ingenioso y, por lo tanto, hace que su visionado sea más divertido.

 

14º.- La escenografía, el diseño de naves y de vestuario de los personajes recuerdan al estilo de la trilogía original, y eso está bien porque otorga cierta sensación de continuidad. De verdad que se siente que se está viendo una película de “La guerra de las galaxias”.

 

15º.- Para ser un producto fan-service que pisa terreno seguro, la obra ofrece secuencias excelentemente rodadas y montadas que terminan siendo emocionantes. Ejemplos: El robo a un tren, las primeras aventuras que Han Solo y Chewie viven en el espacio con el Halcón Milenario, el bloque temático de las minas y, la pelea contra Dryden Vos.

 

16º.- Ron Howard supo explotar el lado western de “Star Wars” aquí: Algunos planos son un claro homenaje a “El bueno, el feo y el malo” de Sergio Leone.

 

EN TÉRMINO MEDIO

 

Rio Durant (Jon Favreau), y Enfys Nest (Erin Kellyman): Los actores no tienen posibilidades de lucirse demasiado, ya que sus personajes son excesivamente secundarios.

 

MENCIÓN DESHONROSA PARA: DISNEY

 

¿Por qué? Porque en Estados Unidos hicieron lo mismo que con la adaptación de “John Carter de Marte”, es decir, ofrecer un título acortado a simplemente “John Carter”, limitando así su carrera comercial en las salas. En este caso, en Norteamérica el segundo spin-off galáctico se llamó “Solo: A Star Wars story”. ¡Craso error!: Era más acertado haberlo llamado “Han Solo: A Star Wars stoy”, como así se ha hecho en España. Por eso, en nuestras tierras esta obra tuvo bastante más éxito, ya que logró desbancar del primer puesto a “Deadpool 2” de la lista de las películas más taquilleras de la semana en España.

 

LA PREGUNTA: ¿Por qué Carlos Boyero, el crítico chinchoso y tiquismiquis del diario “El País” -más vale que no se ofendas sus seguidores, porque podría haberle adjudicado adjetivos más insultantes y sangrantes todavía-, habló tan mal de las escenas de acción de “Han Solo”?

 

Boyero declaró lo siguiente: “(…) esta resulta mareante, plagada de persecuciones y peleas que nos han mostrado mil veces, protagonismo absoluto de los efectos especiales. No existe en ella ni una pizca de alma, de sentido de la aventura, de emoción.

 

¿Cómo puede decir él eso, si las escenas de acción dirigidas por cineastas como Christopher Nolan (por ejemplo, “Batman begins”, “El caballero oscuro”, y “Origen”), Joe Carnahan (“El equipo A”), y Paul Greengrass (por supuesto, “El mito de Bourne”, “El ultimátum de Bourne” y “Jason Bourne”) sí son mareantes comparadas con las rodadas por Ron Howard aquí? No es coña. Son bastante complicadas de ver las peleas rodadas en esas películas, sobre todo las de “Begins” y las de la cuarta entrega del espía amnésico.

 

En cambio, aunque el montaje de las escenas de acción de “Han solo” sea rápido, al menos se aprecia mucho mejor quienes atacan a los demás, y sólo por eso el trabajo de Howard en ese ámbito ya es bastante más meritorio que lo ofrecido por Nolan y Greengrass.

 

¿Que lo que se ofrece en este segundo spin-off ya estaba visto de antes? Tal vez, pero una cosa es narrarlo en películas de género y otra cosa es hacerlo en una película del universo creado por George Lucas, y dentro de este último este tipo de situaciones sí que son realmente una novedad, porque los seguidores como yo no estamos acostumbrados a ver éstas en películas de “Star Wars”.

 

NOTA (desde el punto de vista del show de Alden Ehrenreich): 7/10

NOTA (para los que esperan encontrar a una versión joven de Harrison Ford): 3/10

 

CONCLUSIÓN

 

Lo siento por los fans de Harrison Ford, pero, antes de ver la película, yo ya sabía que imitar su carisma era imposible. Decidí ser realista. No quise ver una imitación. En su lugar lo que buscaba era disfrutar con el profesional que encarnó al divertidísimo personaje Hobie Doyle, el actor que interpretaba westerns en “Ave, César” de los hermanos Coen, haciendo del joven Han Solo en su propio spin-off. Y punto. Eso es todo. Los planos que recogían los gestos con los que Alden Ehrenreich trató de imitar a Ford podrían haberse quedado en la sala de montaje, ya que estropean su actuación.

 

Su trabajo sólo se salva cuando Alden recurre a sus propios tics y, por supuesto, cuando está junto a Chewie (Joonas Suotamo) y, aun así, la película funciona perfectamente, ya que el dúo Ehrenreich-Suotamo resulta divertido por lo que hacen ellos mismos en pantalla. No era necesario imitar tanto a los actores originales. En su lugar, lo realmente importante era lo nuevo que ambos podían aportar a sus personajes, y las acciones que realizan, dentro del terreno seguro en el que se mueve la película, son un auténtico soplo de aire fresco.

 

Mis felicitaciones a los guionistas Lawrence y Johnathan Kasdan por varias razones:

 

1º.- El guion, porque lo entregado en esta película tiene más imaginación que lo último que escribió el primero con J.J. Abrams para “El despertar de la fuerza”.

 

2º.- Lo narrado en “Han Solo” se acerca más a cualquier película de “Indiana Jones”, “Willow”, y “El secreto de la pirámide”: Eso es bueno porque significa tensión, acción trepidante, giros narrativos y la diversión que todo eso conlleva en una película.

 

3º.- La mayoría de los personajes secundarios realizan dentro de la trama más acciones que muchos de los que aparecieron en el episodio VIII.

 

 

Por eso odio que la crítica alabe tanto a “Los últimos Jedi”. Esa película podría haber sido mucho mejor obra y, por supuesto, más “Star Wars” todavía, y siento lástima de que “Han Solo” haya recibido ese varapalo en taquilla por culpa de ese episodio.

 

Es una pena que Ron Howard se pasara con las re-filmaciones y, a la larga, con eso provocara que la producción ascendiera a 250 millones -aunque algunas fuentes aseguran que el presupuesto ascendió a los 275-, y también lo es que la fecha programada para su estreno no era la más adecuada para un producto que buscaba ser un entretenimiento ligero. Por eso no funcionó en taquilla como se pensaba. ¡Qué lástima!

 

 

MENCIÓN DESHONROSA ESPECIAL PARA: Jonathan Kasdan por considerar a Lando un personaje pansexual. Menos mal que su padre Lawrence le dijo que ese detalle no lo tenía tan claro.

 

CRÍTICAS A FAVOR

 

1. Lo bueno, lo malo y lo WTF de Han Solo: Una historia de Star Wars
http://www.chilango.com/cine-y-tv/solo-una-historia-de-star-wars/

 

2. Crítica en Sensacine: “Cowboys galácticos” por Alejandro G.Calvo
http://www.sensacine.com/peliculas/pelicula-218386/sensacine/

 

CRÍTICA A MEDIAS

 

“Una oda al marrón y al gris” por Javier Ocaña

https://elpais.com/cultura/2018/05/24/actualidad/1527158420_746345.html

 

CRÍTICAS EN CONTRA

 

1. Crítica del coleccionista mejicano Armando GTZ

 

 

2. Crítica de Carlos Boyero: https://elpais.com/cultura/2018/05/16/actualidad/1526492767_425201.html
http://cadenaser.com/programa/2018/05/23/la_ventana/1527097247_217481.html

 

3. “Antes de encontrar la Fuerza y el Carisma” por Oti Rodríguez Marchante
https://www.abc.es/play/cine/criticas/abci-critica-solo-historia-star-wars-antes-encontrar-fuerza-y-carisma-201805242029_noticia.html

 

REACCIÓN DE LA PRENSA EN GENERAL ANTE LA PELÍCULA

 

1. En Sensacine: http://www.sensacine.com/peliculas/pelicula-218386/criticas-prensa/

 

2. La reacción de la prensa ante “Han Solo” según el youtuber Retro Yisus

 

 

En el siguiente artículo se abordarán más profundamente las razones por las cuales fracasó “Han Solo”.

 

Ciclo “La guerra de las galaxias” (Parte 9)

Posted in "Disney", "Lucasfilm", Acción, Aventuras, Ciencia-ficción, Críticas, Fantasía, Tráilers, Vídeos with tags , , , , , , , , , , , , , , , on agosto 2, 2018 by Vinny

Crítica de “Star Wars: Los últimos Jedi” (Rian Johnson, 2017): Cuando más es menos.

 

Avance en castellano

 

 

Avances en versión original más extras

 

 

¿Cuáles son las debilidades del episodio VIII?

 

1º.- Es demasiado larga: Son dos horas y media de metraje, y lo peor es que se podría perfectamente haber reducido más…

 

2º.- …debido a que la Capitana Phasma (Gwendoline Christie) no aporta nada a la trama, ya que sólo está para justificar un duelo entre Finn y ella…

 

3º.- …además, algunas secuencias, como la lucha contra la guardia de Snoke, la huida de los supervivientes de la Resistencia de los ataques de la Primera Orden, y la batalla en el planeta con la superficie de sal, duran más de lo debido. Terminas agotado.

 

4º.- Para colmo, entre las dos últimas secuencias nombradas anteriormente existe un quiebre del ritmo de la narración que saca al espectador de la película. Este detalle es imperdonable. Nunca una cosa así ocurrió en ninguna de las entregas anteriores, ni siquiera en “La amenaza fantasma”.

 

5º.- Para George Lucas, su creación iba realmente de la búsqueda de una familia, de asuntos familiares, nunca de naves espaciales, pero Rian Johnson no tuvo en cuenta este detalle, y acabó echando por tierra el misterio de la identidad de los padres de Rey cuando Kylo Ren ofreció a ella una respuesta que dejó insatisfecha a mucha gente, incluido a John Williams.
FUENTE: http://mouse.latercera.com/john-williams-no-cree-la-verdad-de-los-padres-de-rey/

 

6º.- Cuesta creer que la partitura del episodio VIII estuviera nominada a un Oscar, porque este trabajo de John Williams pecaba de ser poco ingenioso y creativo, puesto que el compositor reutilizó varios temas que ya sonaron en películas anteriores de la saga.

 

7º.- Lo malo de una obra tan larga como ésta es que, al tratar de narrar tantos hechos en dos horas y media, ciertos detalles importantes de la trama no son fáciles de entender porque el ritmo de la cinta no ofrece suficiente tiempo de descanso para asumirla con mayor comodidad. Este problema no sucedía ni en las precuelas.

 

8º.- Andy Serkis, Laura Dern y Carrie Fisher están desaprovechados, especialmente la última, ya que no aporta nada a la trama.

 

9º.- ¿Otra vez tratando de sabotear una nave enemiga para informar al bando heroico de turno sobre los puntos débiles de ésta? Por favor, un poco más de originalidad.

 

10º.- Los Porgs no transmiten alegría, gracia o simpatía al público.

 

11º.- Durante las secuencias que suceden en el planeta casino Canto Bight se nota más de la cuenta que Disney metió demasiado la mano en el producto.

 

12º.- Kelly Marie Tran no es mala actriz, pero su personaje, Rose Tico, no es demasiado interesante. Si por algo se añadió para la película fue para que los espectadores asiáticos, incluyendo a los chinos, fueran a verla. Pero la estrategia fue fallida: El público chino en general no estuvo interesado en ver el episodio VIII, y “Los últimos Jedi” sólo estuvo 3 semanas en los cines de ese país. A su lado “Liga de la Justicia” sí fue un rotundo éxito de taquilla en esas tierras.

 

13º.- Se abusa tanto de los giros sorpresa en la trama que los espectadores terminan cansados.

 

14º.- Para colmo, el momento Super-Leia termina resultando de vergüenza ajena. ¿Es así como se quiso homenajear a la actriz tras su muerte?

 

15º.- El toque Nolan no funciona bien en esta entrega, porque hace que su visionado sea más pesado de lo habitual: Se supone que las películas de “La guerra de las galaxias” deben exaltar valores positivos en tiempos donde reine el cinismo, aunque reflejen también los problemas del mundo actual. Estos se reflejan en “The last Jedi”, pero en la trama no se muestran dichos valores.

 

16º.- El humor no siempre funciona como debería: A veces parece un intento fallido de imitar la fórmula de Marvel Studios.

 

17º.- ¡C-3PO está desperdiciado aquí! ¡Cuánto se echa de menos los tiempos en los que formaba la pareja cómica con R2-D2!

 

18º.- A esta trilogía le sigue faltando un villano de verdad: Kylo Ren no lo es. Le falta el misterio que sí tuvo Darth Vader en la trilogía IV-V-VI. Por suerte este asunto no es lo peor de la película…

 

A FAVOR de “Los últimos Jedi”

 

1º.- …porque, aun así, Adam Driver actúa de manera excelente su personaje, otorgándole el peso dramático y el carácter que éste necesita.

 

2º.- También se agradece al autor de la obra el intento de alejar a Kylo de ser un mero imitador de Darth Vader al hacerle prescindir de su casco. En su lugar, Rian Johnson pretende que éste sea un personaje torturado que busca el amor y el cariño que nunca recibió de sus padres y, al no encontrar estos, comete el error de tratar de subsanar su falta mediante el alcance de un poder político basado en el fascismo. Para hacerle más interesante, Kylo trata de vivir un romance fatal con Rey.

 

3º.- El mayor pecado de J.J. Abrams en el episodio VII fue no explicar en qué consistía el poder de la Fuerza. Por suerte, el autor de “Brick” aquí sí lo hace y, además, de una forma estimulante y bellamente cinematográfica.

 

4º.- Mark Hamill está espléndido como una versión más cínica, desconfiada, acabada y perdedora de Luke Skywalker.

 

5º.- Daisy Ridley es la que salió mejor parada de los tres nuevos protagonistas con su actuación.

 

6º.- Domhnall Gleeson: Se superó aquí comparado con lo que hizo en la anterior entrega, puesto que su trabajo es menos sobreactuado, la caracterización de su personaje es mejor y, por supuesto, el General Hux funciona eficazmente como blanco para ridiculizar sutilmente a los malos de turno. En otras palabras, los espectadores acabaran agradecidos de todo lo malo que le pase no sólo por malvado, sino también por gilipollas.

 

7º.- Benicio del Toro: Tanto su actuación como su personaje DJ son una auténtica sorpresa más que agradable y fresca para la saga.

 

8º.- El regreso de Yoda como fantasma de la Fuerza, pero como marioneta al estilo de la que vimos en “El imperio contraataca”, y con la voz de Frank Oz.

 

9º.- Salvo uno de los libros sagrados para los Jedi, que fue rescatado por Rey, el resto se destruyeron para dejar claras dos cosas:

 

a) La profecía del Elegido que devolvería el equilibrio a la Fuerza es falsa.

 

b) ¡Adiós a los midiclorianos! No se necesitan estos en el organismo para tener poderes de la Fuerza.

 

10º.- Al dejar fuera los midiclorianos, así consiguió que los espectadores más infantiles pudieran fantasear e imaginar que podían utilizar la Fuerza en sus ratos libres como así hizo el público más joven cuando se estrenó la trilogía original en su momento.

 

11º.- Poe Dameron (Oscar Isaac) resulta más interesante aquí, porque su personaje tiene cierto desarrollo. Empieza siendo un auténtico chulo, sin conciencia, y demasiado despreocupado que no tiene en cuenta a los demás. Por suerte, acabará madurando y siendo más empático y responsable. Por cierto, la actuación del actor que lo encarna es bastante buena.

 

12º.- La planificación de las batallas de naves: Especialmente la que sucede al comienzo del metraje es para quitarse el sombrero.

 

13º.- El aprovechamiento sobresaliente del Halcón Milenario durante el metraje.

 

14º.- ¡Menos mal que los Porgs no aparecen demasiado a lo largo de la cinta! Tienen más protagonismo las criaturas Crystal Fox y los Fathiers.

 

15º.- Los aficionados al cine de capa y espada quedaran satisfechos con esta entrega, ya que hay duelos de sables-láser para dar y tomar.

 

16º.- Rian Johnson sabe cómo utilizar la poesía visual para embellecer ciertos acontecimientos importantes de la trama.

 

17º.- Johnson recuperó un poder mágico de los Jedi que fue parte del antiguo canon del universo expandido de “Star Wars”, y éste se llama Doppelganger o Similfuturus.
FUENTE: http://mouse.latercera.com/rian-johnson-fuerza-fantasma-last-jedi/

 

EN TÉRMINO MEDIO: John Boyega como Finn sigue siendo divertido, pero el problema es que la trama que le otorgaron al personaje en este episodio no va a ninguna parte.

 

PRIMERA MENCIÓN DESHONROSA ESPECIAL PARA: Rian Johnson, porque utilizar el cinismo en algunos personajes para acercar “Star Wars” al público moderno no es una buena idea. Estas películas son más atractivas cuando son más inocentes, desenfadadas, y aventureras.

 

SEGUNDA MENCIÓN DESHONROSA ESPECIAL PARA: Rian Johnson por no dejar tan claro como el agua que el asunto ese del balance de la Fuerza era en realidad una trampa llevada a cabo por Snoke para atraer al Lado Oscuro a Rey. ¡ATENCIÓN: SPOILER! Porque el propio líder de los Caballeros de Ren fue quien manipuló a Kylo y a ella para que ambos se enamoraran. ¡FIN DE SPOILER! El director de “Looper” no supo narrar de la forma correcta esta parte del episodio VIII, provocando el cabreo de muchos fanáticos con la nueva orientación…

 

ACTUALIZACIÓN

 

…¿o acaso sí fue intencionado?

 

 

Una lástima, puesto que la saga original ideada por George Lucas no sólo bebía del western, el cine bélico de la Segunda Guerra Mundial, los samuráis, las leyendas artúricas, las aventuras de magia, capa y espada y, por supuesto, la mezcolanza de las espiritualidades católica, judía, y protestante. Para entender lo importante de esto último, se ofrecerá el siguiente vídeo a continuación.

 

 

PRIMERA MENCIÓN HONROSA ESPECIAL PARA: Rian Johnson por ofrecer a Luke Skywalker un destino mucho más benévolo y favorable que el que tuvo Han Solo en “El despertar de la fuerza”.

 

SEGUNDA MENCIÓN HONROSA ESPECIAL PARA: Johnson otra vez. ¿Por qué? Por eliminar de la película la escena de la tercera lección. Resultaba más impactante pensar que la hazaña que Rey cometía durante el clímax para salvar a la Resistencia era en realidad esa misma.
FUENTE: http://mouse.latercera.com/escena-eliminada-last-jedi-luke-rey/

 

EL DESPISTE MÁS TONTO QUE TUVO RIAN JOHNSON

 

 

CONCLUSIÓN

 

Lástima que Monseñor Munilla no viera las precuelas de “Star Wars” antes de ver “Los últimos Jedi” para entender mejor la razón por la cual sucedió la destrucción de un montón de libros sagrados, porque salió decepcionado del cine. Aunque para mí es comprensible que no se acordara del único libro que rescató Rey, porque eso también me sucedió la primera vez que vi este episodio, puesto que la cinta ofrece tan exagerada cantidad de información, y con un ritmo de la narración tan excesivamente rápido, que no se puede asimilar toda la trama con un sólo visionado.
FUENTE: http://www.elmundo.es/happy-fm/2018/01/09/5a54b271e5fdea825e8b45c1.html

 

Este fallo molesto, junto con otros como los detalles descaradamente Disney durante las secuencias que ocurren en Canto Bight -aunque en realidad no sean para tanto-, el desaprovechamiento de varios actores, el uso del cinismo para acercar “La guerra de las galaxias” al público de nuestros tiempos, y la duración injustamente larga -se debe insistir en que sobran personajes y algunas secuencias deberían haberse acortado– son las principales razones por las cuales defraudaron a muchos de los seguidores.

 

Y es una pena por los detalles favorables más que suficientes nombrados anteriormente. Creo que pueden beneficiar a la saga en un futuro. El problema es que Rian Johnson tuvo la oportunidad de haber estrenado una obra redonda que podría haberse perfectamente acercado en calidad a “El imperio contraataca”, pero no lo hizo. Rian quiso ofrecer un espectáculo que terminó siendo excesivamente grande al abarcar demasiadas situaciones. Así, acabó cansando a los que sí se divirtieron, y a los que no les agotó la paciencia. Si es que a veces menos es más.

 

Cuando Rian rodó “Looper”, Johnson fue considerado por la prensa como un cineasta del mismo estilo de Christopher Nolan y, por lo tanto, muchos seguidores como yo esperábamos que “Los últimos Jedi” fuese el equivalente a “El caballero oscuro” dentro del universo “Star Wars”, es decir, una obra rompedora dentro de su universo. Tal vez actualmente esto parezca exagerado, pero, antes de que se rodara el séptimo episodio, muchos fans querían al director de “Memento” para rodar la tercera trilogía de los Skywalker, pero un agradecido Nolan rechazó el trabajo. Según él, no se consideraba preparado para tal ardua tarea.

 

Ojalá Nolan hubiese dirigido el episodio VIII, ya que él fue mucho más inteligente al no abusar de los giros argumentales en el guion de “El caballero oscuro”. Desgraciadamente, Johnson sí se excedió con los mismos durante “Los últimos Jedi”. Hay tantos que cualquiera acaba cansado.

 

Por eso esta entrega resulta decepcionante. Con menos información y con un ritmo más pausado, Rian podría haber estrenado una mejor obra. Con tantos logros y flaquezas, el producto final termina quedándose a medias.

 

Esto es lo que pasa cuando se acortan los periodos de estreno entre episodio y episodio. Cuando George Lucas estaba detrás de su obra, todas las películas se estrenaban cada 3 años. Así se tomaba más tiempo para pulir y mejorar lo que se pudiera la entrega de turno. Ahora, en la etapa Disney, las aventuras de la familia Skywalker se estrenan cada dos años. Con este cambio, los nuevos cineastas no pueden tomar decisiones más fríamente y, así, dar los últimos retoques que sus obras necesitan.

 

NOTA: 3/10

 

Sé que se enfurecerá más de uno, pero incluso “La venganza de los Sith”, que decepcionó a más de uno al contar con Hayden Christensen como Darth Vader -aunque como el heroico Anakin Skywalker sí funcionaba-, al desaprovechar a Christopher Lee, y al ofrecer un apartado visual que en la actualidad ya no sorprende tanto, era para mí un producto más satisfactorio.

 

Lo era porque Lucas supo cuando el ritmo narrativo del episodio III debía ser ágil o pausado, los personajes principales estaban mejor aprovechados, su tono no era tan infantil y, aunque la trama fuese previsible debido a la información que ya obtuvimos de la trilogía original, George supo cómo filmar los momentos más culminantes para que resultaran relevantes e inolvidables para los seguidores. Además, el público no acabó cansado al terminar de ver esta aventura.

 

No soy capaz de valorar mejor el episodio VIII. Estuve hablando con amigos y familiares que son todavía más fans que yo, y estos estaban cabreados con lo que Johnson había filmado. Tras escuchar sus quejas, me di cuenta de que en algunos puntos coincidíamos. Muy pocos fuimos los afortunados que sí llegamos a disfrutarlo.

 

Tal vez salí de la sala con una sonrisa de oreja a oreja, pero ésta no fue tan grande como la que tuve en ese año al terminar de ver en el cine Blade Runner 2049, “Liga de la Justicia” y “Thor: Ragnarok”. Lo siento si alguien se ofende por lo que ha leído, pero ambas cintas me sorprendieron y me entretuvieron más. Si por algo sonreí tras ver “Los últimos Jedi” fue porque pienso que el destino que se le otorgó a Luke Skywalker (Mark Hamill) fue mejor que el que recibió Han Solo (Harrison Ford) en la película anterior, además de que algunos personajes, como Poe Dameron (Oscar Isaac) y el General Hux (Domhnall Gleeson) mejoraron en el episodio VIII, pero la calidad de este último deja un tanto que desear comparada con la segunda entrega de otra trilogía reciente, la de “Jurassic World”, la cual se llamó “El reino caído” (J.A. Bayona, 2018).

 

Y lo más desolador es que la mala experiencia que gran parte del público vivió con “Los últimos Jedi” hizo que éste no fuera a ver “Han Solo: Una historia de Star Wars” de Ron Howard. ¡Qué lástima! Es mucho mejor película que la firmada por Rian Johnson. Hasta el cineasta Álex de la Iglesia, fan de esta saga, reconoció que era buena.

 

Pero de esto hablaremos ya en la siguiente entrega…

 

OTRAS CRÍTICAS

 

1.- “Los últimos Jedi: La fuerza los acompaña” por René Martín

FUENTE: http://culto.latercera.com/2017/12/13/la-fuerza-los-acompana/

 

2.- “Más de lo mismo, qué matraca” por Carlos Boyero

FUENTE: https://elpais.com/cultura/2017/12/15/actualidad/1513338836_216623.html

 

3.- “Los últimos jedi es un insulto a los niños de 2017” por Cristian Campos

FUENTE: https://www.elespanol.com/opinion/columnas/20171229/ultimos-jedi-insulto-ninos/273102691_13.html

 

4.- Otros en Sensacine: http://www.sensacine.com/peliculas/pelicula-215099/criticas-prensa/

 

Reflexiones sobre George Lucas y la saga de ”La guerra de las galaxias”

Posted in "Lucasfilm", Acción, Aventuras, Ciencia-ficción, Cine, Críticas, Fantasía, Tráilers, Vídeos with tags , , , , , , , , , on septiembre 18, 2017 by Vinny

 

star-wars-raul

 

[Artítulo actualizado el día 2/10/2017]

 

Aunque considero valioso lo conseguido en la trilogía original, no me ha convencido el desarrollo del universo de la familia Skywalker después de “El retorno del Jedi”, y lo poco salvable dista mucho de la calidad de los episodios IV, V, y VI.

Encuentro sentimientos encontrados con esta saga. Antes de la llegada del séptimo episodio, ésta resultaba entretenida en 3 o 4 películas, ¡¡¡pero en cuanto pasó a ser una compuesta de 6 la aborrecí soberanamente!!! Lo confieso: No aguantaría volver a ver entera “La amenaza fantasma” ni mucho menos “El ataque de los Clones”, porque sufriría como un condenado si volviera a hacerlo.

Con esto digo que el director debería haberse olvidado de retocar las primeras películas rodadas de “Star Wars” y, por supuesto, dirigir las precuelas con las ideas originales que tuvo entre “El imperio contraataca” y “El retorno del Jedi”, las cuales fueron mucho más interesantes que lo que terminó viendo el público. En el siguiente enlace hacia el sitio de la revista Cinemanía podréis consultarlas: http://cinemania.elmundo.es/noticias/yoda-no-es-un-jedi-asi-deberian-haber-sido-las-precuelas-de-star-wars/

Mucha gente creyó que “La guerra de las galaxias” pasó a la historia del cine por lo original que era cuando, realmente, la originalidad residía en la introducción de elementos del cine bélico de la II Guerra Mundial, de piratas, las leyendas artúricas, los samuráis, la simbología de la espiritualidad protestante y, desde luego, el mundo del cómic dentro de los entornos propios de la ciencia-ficción, aunque el desarrollo de las historias no tuviera nada que ver con ese género, sino con el fantástico. El problema que encuentro aquí es que, al parecer, la gente y muchos fans no se han dado cuenta de estos referentes.

 

prequel-posters

 

Otro problema es que mucha gente que defiende las precuelas lo hace porque piensa que es muy injusto que los fans de la trilogía original las consideren tontas porque aquella también lo era, y no es así. El tono tonto de las películas del periodo 1977-1983 se basaba en el aire ingenuo, despreocupado y aventurero, pero con la virtud de saber cuándo no ser todo eso y ser serio y terrorífico. El error de la etapa 1999-2005 consistió en:

1.- Tomarse todo en serio, quizás demasiado, fallando debido a la mala elección de parte del reparto, puesto que no estaba preparado para un trabajo como tal. Recordemos el pésimo trabajo que hizo Natalie Portman en “La amenaza fantasma”.

2.- El humor demasiado simplón que no casaba bien con la narración. A una película para toda la familia como fue el episodio I no le pegaba nada la adición de escenas en las que se hablara de política con un vocabulario demasiado técnico, puesto que los niños y, seguramente, muchos padres no se van a enterar de lo que se está hablando y, por lo tanto, se van a perder. Para que la gente se enterase bien de la trama política, se debió haber aclarado o explicado en algún diálogo lo que estaba sucediendo en el Senado Galáctico.

Habría sido mejor haber aprendido de un buen ejemplo de trama política dentro de un entorno de ciencia-ficción como fue “Star Trek VI: Aquel país desconocido”, ya que la misma sólo consistía en una intriga que incluía la demostración de la inocencia de unos sujetos a los que se les acusó del crimen que no cometieron contra unos políticos. Aquella fue fácil de seguir gracias a un lenguaje no demasiado formal, técnico y rebuscado.

3.- El otro problema de las precuelas fue la historia de amor entre Anakin y Padme, puesto que ninguno de esos dos personajes llegan a ser interesantes. El primero es un caprichoso gilipollas más interesado en tener todo lo que le dé la gana, llevándole la contraria al maestro Obi-Wan cuando puede y, para muchos, echado a perder por la elección de Hayden Christensen en el rol, quien no supo aportar un ápice de carisma a su personaje. Padme es un personaje no tan inteligente, puesto que es demasiado inmadura e indulgente para ser de familia de buena posición -sus padres eran políticos-. Resulta difícil de creer que ella perdone a Anakin el asesinato de toda una tribu de Moradores de las Arenas que torturaron a su madre en “El ataque de los clones”, incluyendo mujeres y niños, y que ella siga enamorada de él.

 

La frase más patética del Episodio II

 

Tras lo dicho anteriormente, muchos deberían tener en cuenta porqué a mucha gente joven ya no les llamara la atención esta saga: Con un error de casting así y un tratamiento de personajes tan insulso, Darth Vader ha dejado de ser un personaje atractivo, ya que parte de la gracia del mismo era el misterio que rodeaba a su pasado. Por culpa de la existencia de las precuelas, ese encanto se esfumó por completo.

Lo que hizo Lucas con Vader es lo mismo que podría haber ocurrido si Christopher Nolan hubiese rodado una película intermedia entre “Batman begins” y “El caballero oscuro” para narrar los orígenes del Joker y, por desgracia, le hubiera descrito como un inmaduro, gilipollas y caprichoso joven delincuente que siempre le llevase la contraria a todos lo que le rodeaban, incluyendo a sus compañeros de banda y hasta a su propia chica, si es que alguna vez la tuvo… ¿o lo que el villano le dijo a Rachel en “The dark knight” no era cierto? Nunca sabremos si esa historia era verdad o inventada, puesto que Nolan nunca quiso narrar los orígenes de ese criminal. Mejor que haya sido así, puesto que gran parte del horror, encanto e interés hacia este personaje residía en el misterio que lo rodeaba, lo que significaba tener todo el rato dudas sobre qué aspectos sobre él eran realidad o pura invención.

Los que hayan seguido las aventuras de Batman comprenderán de lo que estoy hablando y, por lo tanto, entenderán las razones por las que creo que las precuelas de “Star Wars” (1999-2005) hicieron más daño que bien a Darth Vader y a la saga en general.

4.- Muchas tomas de efectos visuales generadas por ordenador no envejecieron bien.

Simon Pegg, estupendo cómico y actor, y fan de “Star Wars”, declaró que no sólo detestó la evolución de la saga, sino que odió las precuelas y a la generación de fans que las aprecian:

No tengo ningún respeto por cualquiera que piense que esas películas son buenas. No lo son. Son una mala interpretación monumental de lo que las tres películas (originales) eran. Es un ejercicio infanticida total. Como si George Lucas asesinara a su hijo.”

FUENTE: http://blogdesuperheroes.es/cine-imagenes-tras-las-camaras-de-star-wars-el-despertar-de-la-fuerza-abrams-habla-de-la-pelicula-y-del-episodio-viii-y-simon-pegg-alaba-la-pelicula-y-critica-los-episodios-i-iii-y-iii

Esta declaración refleja a la perfección la realidad que mucha gente ha vivido, y también en lo que todo esto se ha convertido: En un producto para adolescentes infantilizados y descerebrados, sin habilidades sociales, cerrados en sí mismos, y que no saben reconocer los referentes cinematográficos y culturales que inspiraron realmente “La guerra de las galaxias”.

Tal vez los episodios I, II y III recaudaran dinero, pero tengamos en cuenta tres factores:

1.- El precio de las entradas de aquella época era más caro que en el periodo 1977-1983.

2.- Las precuelas contaron con mayor presupuesto y… ¡Qué curioso! De todas ellas, “La amenaza fantasma” fue la que mayores beneficios económicos dio a sus responsables y a Fox.

3.- Aun así, el número de entradas vendidas para ver las entregas desde 1999 hasta 2005 fue muy inferior comparado con la IV, V y VI.

Cuando analizamos la siguiente gráfica de recaudación, podemos ver que la trilogía precuela fue muchísimo menos exitosa financieramente que la trilogía original. Aunque parezca mentira, Lucas perdió dinero con ellas por acercarlas más a sus ideas. Además, el merchandising de la trilogía de las precuelas no se vendió tan bien en las jugueterías como se esperaba.

 

Box Office History for Star Wars Movies

 

FUENTES:

http://www.rankia.com/blog/comstar/1792001-5-maneras-arruinar-star-wars

http://www.the-numbers.com/movies/franchise/Star-Wars#tab=summary

En el mismo post donde encontré esta gráfica encontré algo que a mí me chocó enormemente: Según la web http://savestarwars.com/, cuando un fan preguntó educadamente a Lucas en una sesión de “conocer y saludar” porqué no lanzó las versiones originales, éste rodó sus ojos y dijo: “Creced. Éstas son mis películas.”

Si actualmente Lucas hace cosas para niños y, encima, después les pide que maduren está matando su mercado, porque los ofendidos serán los padres de los niños a los que se dirige. Los padres son los que tienen el poder de compra, no los niños. Y los coleccionistas adultos no son compradores casuales, sino que son coleccionistas.

Para colmo, en cuanto apareció la nueva generación de películas de “Star Trek”, dirigidas las dos primeras entregas por un fan de “Star Wars” como es J.J. Abrams, la trilogía “El caballero oscuro” de Christopher Nolan y, desde luego, la irrupción de las películas de Marvel Studios, muchas de las cuales eran tontas e inocentes, pero que interesaron gracias a sus personajes y a los actores que los interpretaban, nadie se volvió a acordar de la creación del cineasta de Modesto hasta que éste vendió su productora Lucasfilm Ltd. a Disney por 3.125 millones de euros y, de paso, una nueva trilogía fue anunciada.

 

George Lucas nunca fue Stan Lee, ni será un gran cineasta

 

Otro punto que me quedó claro es que, por mucha imaginación visual que Lucas poseyera, él no era un cineasta simultáneamente inteligente y arriesgado. Yo le consideraba alguien capaz de hacer más cosas además de cine fantástico, pero George prefirió el camino fácil y ganarse la vida explotando las aventuras de la familia Skywalker cuando su mayor momento creativo ya había pasado. Es más, si por algo pasó a la historia del cine la discutible adaptación de “El señor de los anillos” fue, desde luego, por haber contado con actores más carismáticos y con escenas de batalla más espectaculares que las que se ofrecieron en los episodios I, II, y III de “La guerra de las galaxias”. Es decir, lo que Lucas y los suyos imaginaban en esa época ya no sorprendía tanto a los aficionados al Séptimo Arte de aquella época.

Por lo tanto, habría sido mejor que el director californiano hubiese contado con algún cineasta amigo suyo o alguna joven promesa en la dirección para sorprender de verdad a las nuevas generaciones. Lo malo es que él sí quiso contar con ello, pero todo el mundo le dijo que no había nadie mejor para hacerlas que él mismo. ¡Tierra trágame! ¡Qué gran daño pueden hacer a veces los malos consejos! Lucas debería haber insistido en sus primeras ideas y haber hecho como Stan Lee con sus creaciones en Marvel Comics. Por ejemplo, él realizó los guiones de la colección “The amazing Spider-man” hasta el número 100 y, si la intención era que varias generaciones crecieran con ella, lo más idóneo sería que los lectores no se acostumbrasen a su estilo de narración, sino que ellos se adaptaran a la idea de que otros privilegiados pudieran continuar lo que Stan inició.

Para más INRI, a muchos de los que disfrutaron de las precuelas no les interesaron en absoluto las anteriores y, teniendo en cuenta que la trilogía original era necesaria para conocer el desenlace de lo narrado desde el I al III, no hace más que evidenciar la falta de cálculo del cineasta californiano.

En lugar de las precuelas, debió haber sido más atractiva la idea de haber rodado la historia de otros Jedis que no tuvieran ninguna relación con los Skywalker. Yo jugué al “Rebel assault II” y a los dos primeros “Dark forces”, y admito que con los protagonistas de esos videojuegos se podría haber hecho una saga más novedosa y entretenida. De haber sido así, imaginaos lo que podríamos haber visto de “Caballeros de la Antigua República” (“Knights of the Old Republic”) en el cine. Vi algunos vídeos de este último cuando mi hermano lo jugaba en el ordenador, y os aseguro que fue realmente espectacular en su época.

Último problema que encontré con esta saga: Los nuevos fans que generaron las precuelas son más gilipollas y psicópatas que los que amaron la trilogía original. Si no me creen, echen un vistazo a la siguiente imagen y al vídeo de Gustavo Biosca, alias El Cómico Suicida, en una convención de fans de “Star Wars”.

 

 

LOS WARSIES

Los Warsies

 

 

 

CONSECUENCIAS FATALES

 

Por las razones que he expuesto anteriormente, unos cuantos seguidores descontentos con el cineasta nacido en Modesto hicieron un documental: “The people versus George Lucas” (“La gente contra George Lucas”). En el mismo aparecieron entrevistados, entre otros, el productor de la película original Gary Kurtz -también lo fue de “El imperio contraataca”-, y David Prowse -actor que encarnó a Vader entre 1977 y 1983-. Ambos demostraron su descontento: El primero con los cambios que se hicieron desde 1997 para el episodio IV, y el segundo con la evolución de la saga a partir de “El retorno del Jedi”. Pero hubo más gente que intervino en las películas clásicas que demostraron lo mismo que ellos respecto al rumbo que la saga había tomado.

Comprendo el descontento de esos responsables y de esos fans. Seguramente, con el paso del tiempo, otras sagas como “007: James Bond”, “RoboCop”, “Alien”, “Batman”, “Regreso al futuro” y “Star Trek” acabaron siendo también parte de sus vidas, y ellos esperaban que la creación del californiano se reinventara con el mismo éxito que sí tuvieron la mayoría de ellas. Desgraciadamente, la realidad demostró que no fue así, y George Lucas, quien era considerado un genio como Martin Scorsese, Steven Spielberg y Francis Coppola, resultó no ser el gran cineasta que la gente pensó que era, pero sí hay que ser humildes y reconocer que, desde un punto de vista tecnológico, fue todo un visionario. Ojalá lo hubiera sido también como narrador.

 

 

 

Francis Ford Coppola y George Lucas

Francis Ford Coppola con George Lucas

 

 

Antes del estreno del episodio VII, a Coppola le hicieron una entrevista para la revista “Vanity fair”, y él reconoció lo siguiente:

“George [Lucas] es una especie de genio. Pero creo que es una pena que una franquicia lo absorbiera tanto. Espero que George no se ofenda, pero lo cierto es que Star Wars nos costó unas diez películas suyas que podrían haber sido maravillosas”.

 

Un detalle que aclarar sobre el “Orden Machete”

 

La intención es buena, pero no todo lo que se propuso con éste se consigue. Aunque nos ahorrásemos el episodio I y la explicación de los midiclorianos que se ofreció en el mismo, éstos volvieron a ser nombrados en el III. Pero peor fue el bajón que uno sufre al ver un bodrio como “El ataque de los clones” tras una obra tan sublime como lo fue “El imperio contraataca”.

Por eso prefiero mi propio orden de visionado: “El Orden Machete-Vinny”. La respuesta es bien sencilla: IV, V, la serie “Star Wars: Clone Wars” de Genndy Tartakovsky, III, “Rogue One” y VI. El resto a la basura.

Si pensáis que mi texto fue largo, esperad a leer el que publicaron en el sitio “El diario de Venusville” dedicado a las precuelas, porque éste sí que es largo y, además, las pusieron a parir:
http://www.diariodevenusville.com/star-wars-episodios-i-ii-iii-reportaje-george-lucas/

¿Y qué hay de “El despertar de la Fuerza” y “Rogue One”? Eso lo sabréis en mis siguientes artículos.

Pero antes de despedirme, quiero quitaros el mal rollo con el siguiente vídeo: Un avance de la trilogía clásica realizada por un Youtuber utilizando el ritmo y la música del tráiler final del episodio VII. Espero que lo disfrutéis. Por favor, no os vayáis sin comentar.

 

 

 

Ciclo “La guerra de las galaxias” (Parte 6)

Posted in "Lucasfilm", Acción, Aventuras, Ciencia-ficción, Cine, Críticas, Fantasía, Tráilers, Vídeos with tags , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , on septiembre 17, 2017 by Vinny

Crítica de “Star Wars: El retorno del Jedi”

 

Tráiler original en castellano

 

Y este avance es el más moderno.

 

LO MEJOR

 

1.- Mark Hamill.

2.- Carrie Fisher.

3.- Ian MacDiarmid como el emperador Palpatine.

4.- La criatura Jabba The Hutt y la forma en la que se le dió vida.

5.- La voz de James Earl Jones y de Constantino Romero para Darth Vader.

6.- Todo el bloque temático dedicado al rescate de Han Solo en Tatooine.

7.- Los efectos especiales.

8.- El duelo final entre Darth Vader y Luke Skywalker.

9.- La partitura de John Williams.

10.- Yoda, el muñeco animado por Frank Oz.

11.- El cameo de Alec Guinness como el espíritu de Obi-Wan.

12.- C-3PO (Anthony Daniels) y R2-D2 (Kenny Baker) siguen teniendo mucha gracia.

 

TÉRMINO MEDIO

 

1.- Billy Dee Williams está bien, pero su personaje podría haber dado más de sí.

2.- Los Ewoks son graciosos, pero tienen un lado oscuro: Su presencia, aunque por un lado ameniza el bloque temático dedicado a Endor, los actos de estos personajes restan verosimilitud y credibilidad a la historia que se nos estaba narrando. ¿En serio nos tenemos que creer que esas criaturas peludas y primitivas son capaces de derrotar a todo un ejército preparado con lo último en armamento? Incluso el argumento de “Avatar”, con la presentación de los poderes mágicos de algunos Na’vi y sus criaturas fantásticas, resultaba más creíble.

Además, la presencia de los Ewoks no encaja con las escenas de Jabba El Hutt, Darth Vader y el emperador Palpatine.

3.- El cameo de Sebastian Shaw convence. Ojalá le hubiésemos visto más tiempo.

 

LO PEOR

 

1.- La restauración de la fotografía para la edición en DVD no hace justicia al filme. La fotografía resulta demasiado oscura en las escenas en la guarida de Jabba, y la iluminación de los propulsores de las naves resulta demasiado fuerte.

2.- El ritmo resulta más lento que en los episodios IV y V. Habría sido mejor reducir la cinta unos 10 minutos.

3.- Los dos “No” de Darth Vader añadidos durante el clímax en la edición en Blu-ray resultan falsos, desganados, estúpidos e inútiles en la versión original. Lo único que Lucas consiguió con esto fue perjudicar y reducir la tensión dramática de la escena. ¡Si hasta la voz de Romero funcionó mucho mejor!

4.- Otro detalle perjudicial, esta vez para la escena final, es el añadido de Hayden Christensen, el actor que encarnó a Anakin en los episodios II y III. ¿Por qué lo es? Porque quien no haya visto las precuelas no entenderá su presencia aquí. Para colmo de males, a la mayoría de los fans más jóvenes de esta saga no les suele gustar el trabajo que hizo.

5.- Es una tontería que, desde la Edición Especial de 1997, la escena de la banda musical de Jabba fuese completamente modificada. Tenía más encanto con títeres que con criaturas creadas con CGI. Hasta la animación de muchos de los personajes de la primera “Toy story” fue más dinámica, fluida y grácil.

6.- Se nota que el episodio VI marcó el comienzo del declive de “Star wars”. Al terminar su visionado, es irremediable tener la impresión de que los Ewoks estuvieron planeados para fabricar y vender merchandising. Movimientos como éste de convertir la obra en una excusa para vender productos acabaría devaluando la importancia de esta saga en el cine.

7.- George Lucas quiso incluir inicialmente Coruscant en “El retorno del Jedi”, pero creyó que el presupuesto se iba a elevar más todavía. Entonces recurrió a… ¡una segunda Estrella de la Muerte! ¡Craso error! ¡Él empezó a reciclar ideas aquí! Si Bespin funcionó genial en “El imperio…”, ¿por qué no podría haber sido así con la antigua capital de la República Galáctica en el siguiente capítulo? El cineasta californiano debió haber arriesgado más.

8.- La destrucción del arma final no es tan emocionante, puesto que resulta un tanto fácil. Sin embargo, sí llega a existir emoción al pensar si Luke podría escapar de la segunda Estrella antes de que ésta explote.

9.- Harrison Ford actúa sobreactuando y cae antipático aquí mientras que esto no sucedía en anteriores entregas.

10.- Uno de los Ewoks que veneran a 3PO como un dios se nota que es una persona disfrazada.

 

CONCLUSIÓN PERSONAL

 

A pesar de que “The return of the Jedi” empezase a reciclar ideas de películas anteriores, a no arriesgar donde pudo, y sí a aprovechar algún personaje para crear productos que vender, el VI episodio llega a ser entretenido, puesto que sus virtudes consiguen, por los pelos, ser mayores que sus defectos.

Aparte del deslumbrante apartado técnico, la mayoría de los actores ofrecen resultados notables y el humor no siempre es infantiloide. Para la Historia del Cine quedarán momentos como la caída de la banda de Jabba, la persecución por los bosques de Endor, los Ewoks contra los AT-AT, el duelo final, la rebelión y redención de uno de los villanos, y las batallas entre naves espaciales. Todos estos momentos se ofrecen sin traicionar el espíritu de aventuras de capa y espada, caballeros negros, princesas que se convierten en guerreras, vaquero granuja enamorado, magos, el alzamiento de un héroe, amos del calabozo y brujos en un entorno de ciencia-ficción post-moderna.

Aun así, “El retorno del Jedi” fue el mayor perjudicado por los cambios que hizo Lucas desde mediados de los 90, siendo las peores versiones las lanzadas en DVD y Blu-ray. Pero no todos los cambios eran malos. No importa que el colorido de los hologramas no fuera el mismo que el de la versión de 1983. Fue más molesto sustituir los títeres de la banda musical de Jabba por criaturas CGI. En cambio, sí se agradecen los realizados al Sharlac de Tatooine, puesto que añadieron más vida a la criatura, la explosión de la estación espacial es más espectacular, y la música de la escena final es menos tonta e infantil que la que escuchó la gente en su momento. Por cierto, Sebastian Shaw apareció al final de la Edición Especial de este episodio, por lo tanto son más recomendables el visionado de las versiones estrenadas en 1983 y 1997.

De todas formas, si eliminásemos a los Ewoks de la ecuación, la cinta seguiría siendo aceptable.

 

NOTA: 6,5/10

 

LAS PREGUNTAS

 

1.- De tantos cambios que sufrió la cinta a lo largo de los años, ¿por qué sigue apareciendo el Ewok con ojos de niño humano en la escena en la que se venera a 3PO como un dios? ¿Tanto trabajo costaba sustituir ese personaje con otro creado con CGI o, simplemente, haber eliminado el plano en el que aparecía?

2.- En la escena en la que Darth Vader llega en una nave a Endor, y sale de ella chocando su casco con parte de la nave sin que le pase nada, ¿no se les pudo ocurrir hacer al villano más pequeño en ese plano o, mejor todavía, cortarlo justo antes de que se produzca el fallo?

3.- Si David Prowse trabajó con Stanley Kubrick aceptablemente en “La naranja mecánica”, ¿por qué no se le permitió actuar sin la máscara y el casco de Vader en una de las escenas cumbre?

4.- Los dos “No” de Darth Vader para la versión Blu-ray eran desganados y todo eso pero, aun así, ¿en serio era para cabrearse? Creo que otros cambios fueron mucho peores. No me refiero sólo a la actuación de los músicos de Jabba. También estoy señalando al hecho de hacer que, en la película original, Greedo disparase primero a Han Solo en la cantina de Mos Aisley, cuando realmente fue este último quien disparó primero en la versión de 1977. Fue por esto que muchos fans decidieron protestar llevando camisetas que dijeran “Han shut first”, es decir, “Han disparó primero”.

5.- ¿Es mi impresión o los dos nuevos “No” de Constantino Romero en el doblaje español son más convincentes e intensos que en la versión original?

 

Eso es todo. El siguiente artículo reflejará mis reflexiones sobre lo que la saga nos ha ofrecido hasta ahora. Aparte de vuestras impresiones sobre “El retorno del Jedi”, ¿qué respuestas daríais a estas preguntas?